11 de noviembre de 2017
11.11.2017

Cultura desbloquea la inversión de 400.000 euros en el castillo de Xàtiva

El atasco de la conselleria ha retrasado la intervención anunciada en 2016 en el extremo este y las lluvias han agravado el deterioro

11.11.2017 | 10:30
El alcalde, el arquitecto del castillo, Amoraga y los ediles de Patrimonio, Urbanismo y Turismo, ayer.

El socorrido refranero popular no engaña: las cosas de palacio van despacio. El castillo de Xàtiva lleva desde 2013 sin ser objeto de ninguna inversión de calado y arrastra multitud de desperfectos de urgente reparación, advertidos en numerosos informes por el arquitecto-conservador de la fortaleza. En noviembre de 2016, la Conselleria de Cultura trasladó al Ayuntamiento de Xàtiva el compromiso de intervenir en 2017 en el monumento histórico nacional. Pero el atasco burocrático en la administración autonómica ha retrasado otro año más la inyección.

Ayer, la directora general de Cultura y Patrimonio, Carmen Amoraga, anunció que, "en los próximos meses", saldrá a licitación un proyecto ya redactado para restaurar el Torreón del extremo Este del Castillo Menor y un tramo de la Muralla E1. Las obras, presupuestadas en 400.533 euros, se ejecutarán «a lo largo de 2018» y se centran en la consolidación de los tapiales primitivos de los lienzos, debilitados tras las lluvias torrenciales del último invierno.

Amoraga hizo hincapié en la reanudación de los trabajos de rehabilitación tras un largo periodo de parálisis y manifestó el compromiso de su departamento de «no dejar de actuar» en la fortaleza. La directora general, que visitó el complejo y pudo comprobar de primera mano sus deficiencias, indicó que los técnicos autonómicos estudiarán futuras actuaciones.

Antes, Amoraga presidió una reunión en la que se hizo efectiva la cesión de competencias de la conselleria en la Comisión Mixta de Patrimonio de Xàtiva, con el objetivo de acelerar la concesión de licencias de obra en el casco antiguo. El alcalde, Roger Cerdà, hizo hincapié en la importancia de esta resolución -avanzada por este diario- para desencallar el bloqueo de permisos que se eternizaban en los despachos del departamento autonómico, a la espera de que se ponga en marcha el nuevo Plan Especial del centro histórico, todavía en fase de redacción. Cerdà remarcó que el acuerdo garantizará «mucha más fluidez» en la autorización de permisos solicitados por los propietarios que antes tenían que esperar hasta medio año a que llegara la pertinente permiso de Patrimonio.

Amoraga agradeció al ayuntamiento su «paciencia» por la tardanza de la tramitación y subrayó que la entidad local «tendrá mayor autonomía porque podrá autorizar obras en el centro histórico sin necesidad de que pasen por conselleria». La Comisión Mixta es un organismo tutelado por el consistorio que, a partir de ahora, se reunirá mensualmente.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas