15 de junio de 2018
15.06.2018

La concesionaria del parking de la Glorieta desoye las multas y mantiene los incumplimientos

Un fallo en las barreras dejó atrapados a los usuarios el miércoles por la tarde - El Ayuntamiento de Xàtiva da un ultimátum a la empresa por el mal servicio

14.06.2018 | 22:37
La concesionaria del parking de la Glorieta desoye las multas y mantiene los incumplimientos

Las quejas de los usuarios y los flagrantes incumplimientos del contrato en los que continúa incurriendo la empresa concesionaria del aparcamiento subterráneo de la Glorieta de Xàtiva han conducido al ayuntamiento a endurecer su postura. La adjudicataria, que explota el parking situado en República Argentina por un canon anual de 22.000 euros, fue apercibida con sendas multas de 200 euros entre 2015 y 2016 a raíz de las reiteradas irregularidades en el servicio constatadas por los técnicos municipales.

Pero la mercantil ha desoído los requerimientos y no ha subsanado las incidencias señaladas por el consistorio. El miércoles por la tarde, sin ir más lejos, las barreras de salida no funcionaba y alrededor de una decena de coches se quedaron atrapados en el interior. En torno a las siete y media de la tarde, diversos usuarios se aglomeraban en el control de acceso indignados. «No había manera de sacar los coches. Llamamos y en la empresa nos dijeron que se había caído el sistema informático, pero que ellos estaban en València. Como no nos daban una solución, insistimos y al final ya ni cogían el teléfono», relata Pedro, un vecino de Ontinyent.

«La Policía Local tampoco pudo ayudarnos. Estábamos completamente tirados y desesperados: nadie pensaba pasar la noche allí», prosigue. Al final, varios clientes decidieron forzar la barrera de entrada hasta encontrar la forma de salir. «No puede ser que una empresa de València tenga un parking carísimo y completamente abandonado sin una persona responsable que pueda atender cualquier contingencia o echar una mano. No vuelvo en la vida», sentencia Pedro, que denuncia también la clamorosa falta de limpieza en las instalaciones. La suciedad, junto al deficiente funcionamiento de los controles y la falta de personal son el foco del conflicto que mantiene el consistorio con la concesionaria, que en reiteradas ocasiones se ha comprometido a subsanar los desperfectos en la infraestructura, con 190 plazas.

«No vamos a consentirlo»
La corporación municipal es sabedora de que el malestar por el mal servicio del complejo persiste y piensa tomar cartas en el asunto. El regidor de Movilidad y Tráfico, Miquel Lorente, observa la situación como  insostenible. De hecho, encargó un informe a la Policía Local que detalló las deficiencias y, en la junta de gobierno del próximo lunes, se abordará un nuevo expediente de imposición de penalizaciones a la concesionaria por el «cumplimiento defectuoso del contrato». Todo ello sin descartar expulsarla de la gestión.

«Si no dan el servicio como toca se buscará una salida, porque no podemos continuar así», mantiene el edil. «Es un aparcamiento muy estratégico y con muchas posibilidades, pero al final la imagen que se da no es la adecuada para la ciudad», remacha. Lorente señala el objetivo de «establecer el normal funcionamiento» del parking. «No vamos a consentir que el servicio que está dando la empresa continúe así», zanja.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook