05 de julio de 2018
05.07.2018

El acceso general será por la calle del depósito aduanero

El proyecto contempla la construcción de dos aparcamientos, uno general de público, con 171 plazas

04.07.2018 | 22:32

El documento que detalla la actividad en el futuro hospital, así como las características del mismo, expone que el edificio del centro sanitario contará con seis plantas, de las que dos serán sótanos, la planta baja y tres alturas. La parcela escogida ya cuenta con cuatro calles circundantes y el acceso general al hospital se realizará por la calle donde se encuentra el depósito aduanero DAVA, una calle de doble sentido de circulación en la que ya hay actividades empresariales funcionando y que está mejor comunicada con la CV-81. Las otras tres calles que delimitan la parcela está previsto que puedan destinarse a vías de servicio del propio hospital.

Con la entrada principal en la calle del DAVA, los usuarios que accedan al hospital desde la carretera CV-81 (que une Ontinyent con Bocairent) tendrán que llegar hasta el final de la calle, para girar y volver por la fachada del hospital, desde donde podrán entrar con el vehículo para cargar y descargar personas en dos puntos: uno para Urgencias y Maternidad; y otros, más adelante, para la admisión hospitalaria. En los dos puntos podrá detenerse bajo cubierto. Avanzando más, tras pasar estos dos puntos para descargar y cargar personas, los usuarios podrán volver a salir al vial o dejar el vehículo en el aparcamiento público que se construirá, y cuyo acceso será a través de una rotonda que se ejecutarán en la esquina de la parcela.

El hospital contará con dos aparcamientos, situados en los dos laterales más cortos de la parcela rectangular. Uno de ellos, el aparcamiento general del público, albergará 171 plazas y dos plataformas a distinta cota para salvar el desnivel que acumula la parcela escogida. El otro aparcamiento estará destinado al personal y se ubicará en el extremo opuesto al del público. También se construirá atendiendo al desnivel de los terrenos.

El desnivel del emplazamiento de 24.400 metros cuadrados que albergará el futuro hospital, y que entre la zona sur y norte de la parcela es de 8 metros de desnivel, afectará a la rasante del edificio —que enlazará las diferentes construcciones del complejo sanitario—, y también afectará a la posición de los pabellones en la parcela. El proyecto plantea situar la rasante a una cota intermedia para que la plataforma sea accesible desde varios puntos; retranquear el edificio respecto a la calle de acceso para organizar circulaciones internas y rampas para absorber el desnivel; o desplazar los porches de llega a los pabellones hacia la fachada, para que se puede dejar o recoger al usuario a cubierto y, además, acortar la dimensión longitudinal del edificio, liberando espacio en los laterales para aparcamiento.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine