10 de noviembre de 2018
10.11.2018

Las imágenes de Xàtiva que promueven la solidaridad

Sant Domènec acogió anoche la presentación del calendario benéfico con fotografías antiguas de la ciudad editado por la Associacó Esportiva Murta

10.11.2018 | 00:20

El poder de convocatoria de los actos que promueve la Associació Esportiva Murta está fuera de todo duda. Anoche la cita era con una causa benéfica y con una amplia representación del quehacer musical que anida en la ciudad. Javier García Paños, al frente de la idea, presentaba anoche el calendario Passeig pel passat de Xàtiva. Contiene imágenes antiguas de la ciudad y está guiado por versets y refranes alusivos a cada mes del año recopilados por Botifarra. Los cinco euros que cuesta cada ejemplar van íntegramente a fines benéficos; para asociaciones como Gent de la Consolació o Cáritas.

Pero presentar el calendario y ponerlo a la venta era muy poco. Así que al igual que otras cosas como el libro conmemorativo del Real Madrid-Olímpic de la copa del Rey o el homenaje a las mujeres deportistas, el acto servido anoche en Sant Domènec tuvo un extenso y variado menú. Presentado por el periodista Kike Roselló, el contenido musical arrancó con una lectura de Daniela Belda sobre les Catalinetes con la célebre canción popular de sintonía de fondo. Seguidamente, Francesc Vidal (importantísimo músico de Xàtiva que hace carrera en Barcelona) interpretó al clarinete, acompañado del piano, Cançó de bressol, de la trilogía Celler del roure del compositor de Canals David Penadés y de un número de danza coreografiado por Alicia Herrero. Después llegó el turno de Pep Gimeno, Botifarra, que cantó un villancico valenciano. Un quinteto de cuerda de La Primitiva ofreció una versión de la bellísima marcha procesional Mater mea, de Dorado; y un quinteto de viento de la Nova, En Marxa, tocó Five easy dances. El tercer bloque daba paso a la cantante Lucía Molina, que interpretó Je suis malade. Y ella cedía el testigo a José Manuel Cháfer, Gallo, y Pili Cuenca, que ofrecieron una tanda de albaes. Cerró Botifarra con el Romanç dels messos de l'any.

La organización contó con la reina de la Fira d'Agost de este año, Paula Valor, y las falleras mayores, Laura Martí y Carmen Pavia, que entregaron las distinciones: a las formaciones y artistas participantes, al consistorio, por su respaldo; a los colaboradores del proyecto (como el pintor Pepe Castells, que ha donado un cuadro que se rifa junto con el calendario); el diseñador Vicent Tormo, o a los padrinos de la velada, los históricos periodistas Javier Ares y Daniel Llagüerri, invitados por el reportero Pepe Gutiérrez, que es uno de los puntales de la Associació Esportiva Murta. Asistieron varios ediles, con el alcalde, Roger Cerdà, al frente. El primer edil destacó «la faceta solidaria» que tenía un acto como el de anoche. Y agradeció a Gª Paños su perseverancia en este tipo de iniciativas, varias ya.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook