Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Medida

Sanitat refuerza la cobertura de Xàtiva al coincidir la baja de cinco de los seis pediatras

El servicio de pediatría del centro Ausiàs March estaba bajo mínimos por los permisos y traslados - La situación ha generado protestas entre los padres

Entrada al centro de salud Ausiàs March, afectado por la falta de personal en una imagen de archivo. p. i.

El servicio de pedatría atención primaria de Xàtiva ha registrado en las últimas semanas un problema de cobertura asistencial después de que hayan coincidido, en poco tiempo, cinco huecos de personal en una plantilla de seis pediatras. Una merma tan grande que estaba afectando a la calidad de la atención a los pacientes, según han hecho ver ellos mismos, y que ha obligado a la Conselleria de Sanitat a intervenir directamente para reforzar la plantilla de médicos, debido a que no había facultativos disponibles para cubrir estos puestos, han explicado.

De los seis especialistas de pediatría de la Zona Básica de Xàtiva „que incluye el centro de salud Ausiàs March„, cinco no estaban prestando servicio. Han coincidido en el tiempo el traslado de un facultativo, la baja médica de un segundo, un permiso de paternidad y otros dos permisos por maternidad, según han confirmado desde el mismo departamento de salud Xàtiva-Ontinyent. El servicio ha añadido que no han tenido la posibilidad de cubrir estas cinco bajas debido a que, ni en las bolsas de empleo de la Conselleria de Sanitat, ni en el Servef, ni en los colegios profesionales, se cuenta en estos momentos con facultativos disponibles para el traslado, han asegurado. Debido a esta falta de especialistas, la Conselleria de Sanitat se ha visto obligada a intervenir para cubrir los puestos vacantes, con la incorporación de otros tres pediatras más un refuerzo de pediatría, no especialista, para el horario de tardes. Con todo, el departamento considera la situación «paliada» con estas nuevas adhesiones, según trasladaron ayer oficialmente a Levante-EMV.

Protestas entre los padres

Padres afectados por esta falta de especialistas se pusieron en contacto con este periódico para denunciar los hechos el pasado fin de semana. Hacían ver que el formulario estándar para pedir una cita por Internet no les funcionaba, ya que el sistema del departamento no les reconocía un pediatra asignado; una anécdota con la que ilustraban la situación por la que pasaban sus hijos e hijas, sin su médico de cabecera de toda la vida, en su caso literalmente.

Denunciaban con esto que la atención de los menores se había visto mermada, ya que por un lado, el servicio de pediatría estaba «desbordado» por la demanda asistencial y la falta de personal; por otro, cuando lograban una cita no eran examinados por sus «pediatras de confianza», con los que habían tratado «en algunos casos, durante más de doce años» y que por tanto brindaban a los pacientes y sus familias «un trato de confianza que ya no existe», señalan. «En el mejor de los casos, los niños son atendidos cada vez por un médico diferente», añadían. Ante este escenario, y los retrasos en las consultas que, según indicaban, estaban sufriendo, muchos padres estaban optando, directamente, por «gastar su dinero en consultas privadas» para que sus hijos pudiesen ser «atendidos sin demora», han explicado a este diario.

Compartir el artículo

stats