La Unidad Militar de Emergencias continúa trabajando sobre el terreno en los municipios de las tres comarcas allá donde los servicios municipales llegan con más dificultades. Ayer se encargó de desinfectar la Residència de la Tercera Edat de l'Alcúdia de Crespins, un espacio sensible y con personal de riesgo. No en vano, estas residencias están siendo los focos de mortalidad por el Covid-19 más graves en la Comunitat Valenciana.

Por la tarde, la UME y brigadas municipales actuaron sobre las calles de l'Alcúdia de Crespins con más afluencia de gente para realizar la limpieza y desinfección, trabajos que continuarán en los próximos días en otros puntos de la localidad.