Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Llutxent aprieta para convertir el Monestir en un núcleo de eventos

La reunión entre el consistorio y la Diputació sirve para comprometer más inversiones y la agilización de las fases de rehabilitación

Llutxent aprieta para convertir el Monestir en un núcleo de eventos

Llutxent aprieta para convertir el Monestir en un núcleo de eventos

La elección del Monestir de Llutxent como sede de la celebración de los prestigiosos premios artísticos Alfons Roig, el próximo mes de noviembre, no se quedará solo en un guiño aislado. La histórica edificación, una de las joyas arquitectónicas del medievo enclavada en la Vall d’Albaida, asumirá en los próximos años un protagonismo destacado en el calendario de eventos y actos de la comarca y la provincia. Así se desprende de la reunión que el Ayuntamiento de Llutxent mantuvo con la Diputació de València, propietaria del Monestir, la pasada semana. Según explicó a este diario la alcaldesa del municipio, Xaro Boscá, la intención de ambas instituciones es acelerar el proyecto del Monestir de Llutxent y convertir la construcción en un «centro cultural y de todo tipo de actividades» con proyección «tanto comarcal como más allá de la Vall d’Albaida», según Boscá.

Ahora mismo, la Diputació se encuentra inmersa en una primera fase de obras en el Monestir, centrada en la consolidación de las partes más dañadas por el paso del tiempo, y que cuenta con una asignación de 300.000 euros en sus presupuestos. A continuación, el ente provincial acometerá una segunda fase para la rehabilitación de los distintos espacios con el objetivo de prepararlos de cara a sus futuros usos; la preparación y puesta en marcha de una programación de eventos a celebrar en el centro se enmarca en la tercera fase del proyecto de Monestir, que la Diputació planificó a ocho años vista. De la reunión entre la institución y el consistorio de Llutxent, no obstante, surgió el compromiso de agilizar los procesos: «Era el motivo del encuentro. Pedir que a medida que las distintas zonas del Monestir se vayan rehabilitando, podamos darles uso. Para que sea un edificio vivo, y que participe de la sociedad», detalló Boscá.

Así, algunas obras de acondicionamiento podrían adelantarse, con el objetivo de que puedan abrirse a la visita del público. Cuando llegue el momento, «la puesta en funcionamiento de los distintos servicios quedará condicionado a las directrices del Ayuntamiento de Llutxent. La Diputació entiende que somos nosotros quienes mejor podemos controlar y conocer las necesidades que surjan en el paraje», informó la alcaldesa de la población.

Boscá se mostró satisfecha por el «compromiso» que mostraron Toni Gaspar y Andreu Salom, presidente y diputado de Patrimoni del ente provincial, a la hora de proseguir con su inversión en la rehabilitación y potenciación del Monestir los próximos años. Por parte del consistorio, Boscá anunció la intención de tramitar con la Conselleria d’Educació la puesta en marcha en el municipio de cursos y talleres relacionados con arquitectura, patrimonio y construcción que aprovechen la presencia del Monestir.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats