La segunda parte del Elche B acabó con una tarde emocionante y de buen juego del Olímpic (1-3). El conjunto de Xàtiva sigue sin conocer la victoria esta temporada en su propio campo. El público volvió a la Murta con las 150 entradas disponibles distribuidas y algún espectador más, invitados para la ocasión por el club. La tarde empezó con un sencillo pero emotivo y completo homenaje a Vicente Iborra, en el que estuvieron los dos equipos, así como el trío arbitral y el alcalde de Xàtiva, Roger Cerdà, y el concejal de Deportes, Pedro Aldavero, uniéndose familiares del fallecido y el presidente de la FFCV. Una foto de gran tamaño de Iborra presidió el acto, así como tres camisetas de los tres equipos de su trayectoria deportiva: Olímpic, Elche y Valencia CF. Los familiares recogieron de manos del capitán del equipo, Frangi, un ramo de flores, la foto y las camisetas del Elche y del Olímpic.

Y tras el homenaje, una primera parte donde el Olímpic fue mejor que el rival. Según el técnico, Berna Ballester, «el resultado justo de la primera parte tenía que haber sido 2-0, por las oportunidades que tuvimos y que no tuvo el rival». No se acertó en un penalti y Ekedi marcó al filo del descanso. El rival no había inquietado al Olímpic «y lo que no quería que pasara, pasó. Hablamos en el descanso de controlar al rival pero no lo hicimos, les facilitamos saques de esquina y contragolpes y no fallaron». Con dos goles en apenas diez minutos el partido se puso ya muy cuesta arriba para los locales. Hubo cambios por ambos equipos pero se hizo evidente el mejor «fondo de armario» del rival. Iniciado el segundo tiempo, Berna dio descanso a Ekedi, «porque evidenciaba el cansancio». Destacables los minutos que dio al local Gironés, y también jugó Uche, «que debe ir a más después de sus lesiones».

El próximo partido será el domingo, a las 17 horas, de nuevo en la Murta, en la que el Olímpic jugará el encuentro aplazado ante el Jove Español. Desde el miércoles se repartirán en las oficinas del club las entradas para los socios.

El equipo, que entrenó ayer, espera que esta semana se conozca el resultado de la prueba diagnóstica que se realizó la pasada semana Rueda, ausente en la última convocatoria. Berna no se sentó en el banquillo «por recomendación del árbitro y por respeto al Colegio de Entrenadores», ha dicho el técnico. Según el vicepresidente, Pepe Colomer, el asunto de Abel Buades «debe estar resuelto en unos días». Lo que está decidido es que Berna Ballester vuelva a dirigir al equipo el próximo domingo. El técnico sigue insistiendo en que el objetivo es «quedar en una posición que nos permita darle al aficionado la ilusión de tener opciones de ascenso», ha ratificado.