Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Xàtiva prioriza el colegio Pla de la Mesquita para 2023 y una inversión de 6 millones

El plan tendrá 19 actuaciones y 15,3 millones

El alcalde de Xàtiva, Roger Cerdà, y el regidor Ignacio Reig detallaron ayer el plan.  | PERALES IBORRA

El alcalde de Xàtiva, Roger Cerdà, y el regidor Ignacio Reig detallaron ayer el plan. | PERALES IBORRA

Agendar los principales proyectos e inversiones para Xàtiva. El Ayuntamiento de Xàtiva ha aprobado el Pla Director d’Inversions 2021-2023 que recoge los proyectos «prioritarios», con su presupuesto, la financiación y la previsión de las obras. Algunos de ellos ya con trámites en marcha, como el nuevo colegio de educación especial Pla de la Mesquita, el «gran proyecto» para los próximos dos años, que cuenta con una inversión de 6,08 millones de euros (financiados por el Pla Edificant de la Conselleria d’Educació), está en fase de redacción y el siguiente paso será ya la licitación de las obras, que estarían listas en 2023. También avanza el desdoblamiento del pabellón deportivo Francisco Ballester, con la construcción de un edificio anexo, que ejecutará el consistorio con fondos propios (1,81 millones de euros) y que estará en 2022. Por su parte, en el centro de día comarcal, otra de las importantes infraestructuras, en la que la Generalitat, a través de la Conselleria d’Igualtat, invertirá 2,09 millones de euros, arranca sus primeros pasos con los trámites dependientes del ayuntamiento: la modificación del PGOU para el cambio de uso de la parcela, que pasa de suelo educativo a asistencial; y los trabajos de arqueología.

El alcalde de Xàtiva, Roger Cerdà, y el concejal Ignacio Reig detallaron ayer el plan, que contempla 19 actuaciones con más de 15,3 millones de euros. Entre las obras también destacan como «prioritarias» la ampliación del IES Josep de Ribera, con una inversión de 1,25 millones de euros; y la reforma del centro de formación profesional La Costera, con 1,13 millones, ambas con una previsión para 2023 y un presupuesto aportado por el Pla Edificant. En educación también se contempla la reforma del colegio Attilio Bruschetti; mientras que en materia de promoción económica se incluye el Pla Urbà d’Actuació Municipal (PUAM), que trazará la estrategia urbana de los próximos años.

El Pla de Seguretat de Vies Urbanes encarará en los próximos dos años las sexta y séptima fases, para completar la renovación de la iluminación. En servicios públicos también se repararán los depósitos de agua de Sant Josep, este año; y la red de la calle Sant Pasqual (en 2022). El Pla de Camins i Vials se llevará a cabo con 260.000 euros; y se urbanizará el tramo de la carretera del Genovés y la calle Sant Antoni, una obra reclamada por los vecinos de esta zona y que costará 300.000 euros. En el área de movilidad, la obra «más necesaria», la ampliación del aparcamiento del hospital Lluís Alcanyís, que depende de la Generalitat, «se han cedido los terrenos, que son municipales, y esperemos que se ejecute cuánto antes», afirmaba Reig.

Otros proyectos del Pla d’Inversions son el Centre Raimon d’Activitats Culturals (CRAC), que tendrá 500.000 euros para redactar este año el proyecto, mientras que las obras en una parte del Convent de Santa Clara sobrepasarán los 7 millones. Un «importantísimo» proyecto en Santa Clara, junto al futuro Palau de Justicia, que no ha sido incluido en el plan, ya que su construcción aún no se vislumbra. En Cultura también se mejorará la accesibilidad de los locales de las bandas de música y se harán obras de sonorización en el Gran Teatre. En Medi Ambient destacan la reparación en la Casa de la Llum y Cova Negra; la reforma de la Glorieta José Espejo; y se ejecutará el tramo urbano de la Via Verda Xàtiva-Carcaixent, con el carril bici que conectará el núcleo urbano con el punto de salida de esta vía, situado junto a los campos del Paquito Coloma (160.000 euros).

El regidor Ignacio Reig afirmó que este plan de inversiones «genera una buena dinámica» y será «la hoja de ruta de las obras. Será el hilo conductor de las inversiones previstas y nuestra gestión en los próximo tres años» y manifestó que «será orientación de la próxima legislatura, ya que algunos proyectos van más allá de 2023».

Financiación «garantizada»

El alcalde, Roger Cerdà, remarcó que el plan se aprobó el sábado en el pleno municipal «sin ningún voto en contra. Ese respaldo es ya un buen punto de partida» para un plan que se centra «en actuaciones de mejora de los servicios públicos, inversiones muy necesarias para los servicios que prestamos como ayuntamiento». Cerdà también aseguró que la financiación «está garantizada por la Generalitat Valenciana, la Diputació de València y fondos propios. No será problema de dinero», concluyó.

Compartir el artículo

stats