30% DTO ANUAL 24,49€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Xàtiva tantea su entrada en la red turística sefardita

El consistorio publicará un estudio y abrirá una ruta turística en el barrio judío con vistas a formar parte de la Red de Juderías de España

Rafael Buforn, Isaac Sananes y Francisco Fontana, antes de la reunión en el consistorio de Xàtiva | PERALES IBORRA

Rafael Buforn, Isaac Sananes y Francisco Fontana, antes de la reunión en el consistorio de Xàtiva | PERALES IBORRA

La edición de un libro del cronista local Agustí Ventura sobre el barrio judío de Xàtiva podría ser el punto de partida para la entrada de la capital de la Costera en la Red de Juderías de España, la comunidad que agrupa a los municipios que cuentan con un patrimonio judío destacable en sus conjuntos medievales. El Ayuntamiento de Xàtiva celebró ayer una reunión con Francisco Fontana, presidente de la asociación Amistad Judeo-Cristiana de València, y con Isaac Sananes, presidente de al Comunidad Israelita de Valencia, para presentarles el proyecto municipal, que al estudio de Ventura añade la puesta en marcha de una ruta turística por la judería setabense, así como para explorar esa posibilidad de entrada en la Red. El primer contacto, «muy satisfactorio», encontrará continuidad con próximos encuentros en los que se seguirá perfilando esta nueva visión de Xàtiva desde la perspectiva judía.

Según detallaba ayer a este diario Raquel Caballero, regidora de Cultura de la ciudad, fue Ventura quien se dirigió al consistorio en primer término para solicitar la edición y publicación de un estudio a partir de sus investigaciones sobre la historia de la judería local en el medievo. «Vimos que también se podía explotar el concepto a nivel turístico», indicó Caballero. «Además de la publicación del libro, podremos añadir a la oferta local una nueva ruta, que explore los lugares más destacados de lo que era el barrio judío de Xàtiva: dónde estaba el mercado, sus comercios, las casas en las que habitaron personajes destacados...», relataba.

No queda en pie ningún edificio de la época, por lo que el patrimonio arquitectónico es muy escaso; empero, sobre el mapa del casco urbano de Xàtiva aún está delimitado nítidamente el recorrido de la judería y sus puntos de interés más destacados. Asimismo, los ecos de aquella época llegan hasta hoy: por ejemplo, que el mercado municipal de Xàtiva se celebre en martes y viernes bebe de la organización medieval, cuando el segundo día de la semana se abría para cristianos y judíos, y el quinto para los musulmanes.

Ventura explayó ayer este y otros hechos sobre la huella judía en Xàtiva a Caballero, Rafael Buforn, Fontana y Sananes; estos dos últimos acordaron con el historiador un segundo encuentro, en el que aportarán información de cosecha propia a añadir al estudio histórico. «Este hecho es positivo, y las sensaciones en la reunión fueron buenas. Esperamos sacar el proyecto adelante», indicó la regidora de Cultura. La puesta en marcha de una nueva forma de conocer la ciudad sería coronada con un importante empujón a la proyección internacional de la mano de la Red de Juderías Españolas.

Compartir el artículo

stats