Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Montesa presenta más de 1700 alegaciones al parque fotovoltaico

El gobierno local celebra la movilización lograda

Concentración de Montesa Territori Viu ante el consistorio, el día de la reunión con una promotora | LEVANTE-EMV

Concentración de Montesa Territori Viu ante el consistorio, el día de la reunión con una promotora | LEVANTE-EMV

La oposición general que los proyectos de placas fotovoltaicas han encontrado en Montesa se trasladarán formalmente ante el Ministerio de Transición Ecológica en forma de un monumental archivo de documentos. El consistorio de la localidad de la Costera ratificó ayer en pleno, de forma unánime, la resolución de alcaldía para la presentación de las alegaciones al Parque Solar Fotovoltaico Almansa I, que el próximo jueves concluye su fase de presentación pública. Ante esta infraestructura, que en Montesa proyecta una subestación eléctrica y el final de una línea de alta tensión que atraviesa la Costera hasta la provincia de Albacete, el ayuntamiento ha logrado reunir más de 1700 alegaciones de particulares y entidades, que de este modo suman fuerza al frente contra lo que ya nadie duda que es la avanzadilla de una invasión en toda regla del paisaje de la comarca, bajo el paraguas de la explotación eléctrica sostenible.

Concretamente, el documento de alegaciones cuenta con 1696 firmas de personas individuales, una veintena de alegaciones movidas por asociaciones de diverso tipo, y cuatro procedentes de otras tantas facultades universitarias, de las que Levante-EMV informó la semana pasada: la Universitat de València, la Universitat Jaume I de Castelló de la Plana, la Universidad de Alicante y la Universidad Autonóma de Madrid. Entre las agrupaciones que han añadido su apoyo al frente, destacan junto a las asociaciones locales otras entidades como Escola Valenciana, la Associació Cívica Valenciana Tirant lo Blanc o la Orden de Santa María de Montesa, de cuya adscripción también se hizo eco este diario.

Al contrario de lo que ha ocurrido en otras localidades de la comarca a la hora de apoyar las mociones de protesta contra la proliferación descontrolada de granjas solares, el posicionamiento del Ayuntamiento de Montesa a la hora de enviar las alegaciones contra el Proyecto Almansa I contó con el voto favorable de los tres partidos con representación en el pleno: tanto Compromís y PSPV-PSOE como el Partido Popular. «Estamos muy contentos en este sentido», valoraba ayer Analía Juan, alcaldesa de la población, «puesto que desde el primer momento el gobierno local ha tenido el apoyo de la oposición. En la reunión con la empresa promotora también estuvieron presentes José Barberà (PSPV-PSOE) y Mª Carmen Cerdà (PP). Hemos hecho piña y coincidimos en la visión sobre estos proyectos», celebraba la munícipe.

Juan reseñaba, asimismo, que no recordaba «una movilización de este calibre» en la localidad, con una oposición vecinal movilizada y el apoyo explícito de instituciones de todo el territorio valenciano. Ello da buena cuenta de la relevancia del asunto, en una localidad que ya se vio amenazada por la puesta en marcha de una cantera —proyecto que motivó el nacimiento de Montesa Territori Viu, una de las entidades ecologistas que ahora han vuelto a alzar la voz— y, más tarde, por la instalación de un macrovertedero. El municipio encara ahora la lucha contra su tercer particular demonio, a la expectativa de los movimientos de las administraciones superiores pero con los ánimos levantados por la fuerza ciudadana.

Compartir el artículo

stats