Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El CCCV exige el desdoble de la CV-60 para impulsar el crecimiento económico

El ente de las comarcas centrales acuerda por primera vez una declaración institucional unánime reivindicando el eje de comunicación

Un tramo de la carretera CV-80 entre l’Olleria y Gandia, en una imagen de archivo. | PERALES IBORRA

El desdoblamiento de la carretera CV-60 y su conexión con la AP-7 ha sido reclamada en numerosas ocasiones por las administraciones locales, comarcales y supracomarcales afectadas por esta vía, entre ellas el Consorci de les Comarques Centrals Valencianes (CCCV). Ahora, por primera vez, el ente supracomarcal que agrupa ocho comarcas —entre ellas la Costera, la Canal de Navarrés, la Vall d’Albaida y la Safor— ha aprobado, por unanimidad, una declaración institucional en la que pone de manifiesto la necesidad de ejecutar esta obra para vertebrar el territorio e impulsar el crecimiento económico de la zona. La comisión ejecutiva del CCCV, reunida anteayer, acordaba con los votos a favor de los partidos integrantes, la declaración institucional para reclamar a la Generalitat Valenciana la ansiada y largamente demandada transformación de la carretera en autovía, con el desdoblamiento de la CV-60 entre l’Olleria y Terrateig, un tramo de 23,1 kilómetros.

El presidente del consorcio, Roberto Granero, ponía de manifiesto ayer el acuerdo unánime y afirmaba que «el desdoblamiento de la carretera, una obra muy necesaria que llevamos años reivindicando, requería de una declaración institucional y unánime, por la fuerza que ello tiene ante la administración», y añadía que «hemos trabajado en un documento que reúna todas las sensibilidades del territorio».

Desde el consorcio defienden la importancia de este desdoblamiento de la carretera y su conexión con la AP-7 y la N-332 como eje de comunicación vital para la vertebración del territorio. Señalan que la conversión en autovía contribuirá al crecimiento económico de las comarcas centrales y ayudará a la competitividad y el impulso de la industria, la agricultura, el turismo, el comercio y los servicios del territorio. En este sentido, Granero remarcaba el «apoyo de los agentes sociales y empresariales a la demanda».

Seguridad viaria

Además, la vía, de un solo carril por sentido, concentra numerosos accidentes al año —a principios del pasado julio fallecía una persona tras la colisión de un coche y una furgoneta a la altura de Castelló de Rugat, accidente que también se saldaba con otras cuatro personas heridas—, por lo que el Consorci de les Comarques Centrals alega que el desdoble y la ampliación a dos carriles por sentido, como ya existe en el tramo entre Terrateig y Gandia, aumentaría la seguridad de los conductores que circulan por esta carretera y se reducirían los riesgos de accidente. El consorcio también apunta que la futura autovía reducirá los tiempos de los desplazamientos de los viajeros.

La conselleria d’Obres Públiques anunciaba en noviembre del año pasado una inversión de 65 millones de euros para ejecutar el desdoble, evidenciando así la apuesta del Consell por esta infraestructura. El conseller Arcadi España realizaba el anuncio de la financiación tras aprobar el proyecto básico de la obra, que se encuentra ahora en fase de alegaciones. Desde el CCCV resaltaban ese «compromiso» de la Generalitat y aseguraban que la conselleria «es sabedora de la importancia mayúscula de la conexión del interior con la costa y lo ha demostrado con voluntad política y con el compromiso económico para realizar la inversión».

Sobre la «preocupación» de los municipios afectados por el desdoble, por los efectos en su paisaje, desde el ente supracomarcal apelaban al diálogo y al consenso. «Entre todos optaremos por la mejor alternativa que haga compatible la conexión viaria y el respeto al territorio», manifestaban, expresando su «confianza» en que la Generalitat Valenciana también trabajará por ello. Roberto Granero, en declaraciones a Levante-EMV incidía ayer en ello y afirmaba que «esperamos el mejor acuerdo para que la conexión viaria sea compatible con el desarrollo económico y el respeto al territorio, al paisaje».

Otras demandas pendientes

El Consorci de les Comarques Centrals Valencianes ponía en valor las gestiones para reclamar la infraestructura, «hemos trabajado en distintas legislaturas para la consecución de este eje de comunicación vertebrador»; y otros proyectos pendientes, como la mejora de la línea Xàtiva-Alcoi, el tren de la costa, mejoras en el transporte público y líneas de autobús, vías verdes y carriles ciclopeatonales.

Compartir el artículo

stats