Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La Vall sufre un déficit de lluvias pese a la sucesión de temporales

Los datos de Aemet certifican una bajada del 3 % frente al aumento en la Costera y la Canal

El reciente temporal ha dejado secuelas en Xàtiva. | PERALES IBORRA

El reciente temporal ha dejado secuelas en Xàtiva. | PERALES IBORRA

Las imágenes de los últimos temporales que han asolado las comarcas de la Costera, la Vall d’Albaida y la Canal de Navarrés llevan a pensar en un balance de año hídrico con acumulaciones importantes de precipitaciones. Este planteamiento inicial se cumple en la Costera y la Canal de Navarrés, pero no en la Vall d’Albaida. Así lo certifican los últimos registros oficiales de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

Los técnicos del organismo comparan la media de precipitaciones entre los años 1981 y 2010 con los mismos registros localizados entre el 1 de octubre de 2020 y el 23 de septiembre de 2021. La conclusión es clara: la Vall d’Albaida registra un déficit del 3 %, mientras que la Costera logra un superávit de lluvias del 8 % y la Canal de Navarrés del 16 %.

Más del 80%

Los datos son dispares según municipios. Así, Bicorp (82%), Fontanars dels Alforins (73 %) y Bocairent (71 %) se encuentran entre las localidades de la tres comarcas donde la evolución de las lluvias ha crecido más. José Ángel Núñez, delegado territorial de Aemet, apuntó ayer que «falta de una semana para concluir el año hidrológico 2020-2021 que comenzó el 1 de octubre de 2020 y lo cierto es que está teniendo un carácter húmedo a nivel global en toda la Comunitat Valenciana, con una precipitación media que es un 12 % superior a la del promedio climático del periodo 1981-2010».

«A 23 de septiembre, un 86 % del territorio presenta superávit pluviométrico en el actual año hidrológico», continuó.

Por otra parte, los datos también permiten analizar la evolución de las temperaturas durante el presente verano. Así, Xàtiva alcanzó una cota media de 26,7 grados centígrados, lo que supone un aumento respeto al promedio de 25.9 grados registrado entre los años 1980 y 2010. En Ontinyent, por su parte, el crecimiento es mayor. Así, se pasa de una media de 24.5 grados en el histórico a un registro de 25.7 durante la pasada estación: 1,2 grados más.

Aflora una malla de sujeción en el antiguo convento

La acumulación de lluvias puede convertirse en un factor que acabe afectando a la fisonomía del patrimonio. Así, en la fachada del antiguo convento de franciscanos de Xàtiva —actualmente la iglesia de Sant Francesc— han aflorado restos de una malla de sujeción que se instaló durante una reforma. Las fuentes consultadas apuntaron que «son desconchados, en los que se asoma la red puesta sobre el material antiguo», que se producen continuamente desde una restauración de la Fundación La Llum de les Imatges en 2006. Apuntaron que ocurre algo similar en la puerta de San Vicente de la Colegiata, en la fachada del Hospital Mayor, en la portada de la casa-museo de la Enseñanza.

Compartir el artículo

stats