La Guardia Civil ha detenido a dos personas por un delito de cultivo y elaboración de drogas en la Llosa de Ranes, en la comarca de la Costera. En total, se han incautado más de 1.000 plantas de marihuana camufladas en una parcela donde también habían plantados naranjos. A su vez, las patrullas de la benemérita también han aprehendido dos vehículos y una gran cantidad de material necesario para el cultivo de las plantas.

Los investigadores, en el marco de la operación bautizada como "Parcelados", imputan a los presuntos responsables un delito contra la salud pública: cultivo y elaboración de sustancias estupefacientes. La operación comenzó el pasado mes de septiembre, tras el conocimiento de un terreno donde se cultivaban plantas de marihuana en la capital de la Costera. Fue entonces cuando los agentes comenzaron las investigaciones pertinentes que, finalmente, culminaron con el desmantelamiento de la explotación ilegal. 

Así, el pasado 25 de octubre la Guardia Civil de Xàtiva detuvo a dos hombres de 36 años de edad y de origen albanés como responsables de la plantación. En total, intervinieron más de 1.000 plantas de marihuana, dos vehículos, una cámara de videovigilancia con tarjeta SIM, un sistema de riego y bolsas de envasado.

Las diligencias han pasado al Juzgado de Primera Instancia e Instrucción Nº2 de Xativa (V).