Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El vandalismo desluce la última noche festiva en Ontinyent

Los bomberos tuvieron que intervenir en varios puntos tras incendiarse siete contenedores y dos coches y múltiples retrovisores aparecieron rotos

Incendian en una misma noche siete contenedores y dos coches en Ontinyent

Ontinyent vivió ayer su día grande de las fiestas patronales de la Puríssima con las tradicionales misas de la mañana, acompañadas por una procesión que tomó las calles de la ciudad durante la tarde. Los festejos han vuelto tras el obligado parón del año pasado ocasionado por la pandemia del covid y los residentes de la población se han volcado para asistir a los actos siguiendo las recomendaciones sanitarias oficiales.

Sin embargo, los desaprensivos también han hecho acto de presencia durante las celebraciones. E vandalismo marcó la noche del pasado martes, la última del puente festivo. Fuentes del Consorci de Bombers notificaron ayer que efectivos del parque de la capital de la Vall d’Albaida tuvieron que intervenir por la quema de un total de siete contenedores ubicados en varios puntos de la localidad. Los avisos se sucedieron desde las cinco de la madrugada en un período de tiempo muy corto y la principal hipótesis que se maneja es que se podría tratar de un mismo grupo de individuos incívicos.

De hecho, uno de los focos originados por las llamas también afectó a dos turismos aparcados en la vía pública y a una valla del hospital. Un grupo de residentes del municipio también denunció que los desaprensivos la tomaron con un conjunto de coches que estaba aparcado en la calle, rompiendo todos los retrovisores que tenían a su alcance.

Quejas de los vecinos

Desde la asociación de vecinos de la zona del Poble Nou de Ontinyent mostraron ayer su descontento ante lo sucedido en sus perfiles oficiales de redes sociales: «Seguimos viendo como la falta de civismo y el vandalismo nos afecta de cerca. ¿Qué haría falta para educar a la gente que hace estas cosas? ¿Dónde está la policía de barrio como herramienta disuasoria? Ayuntamiento de Ontinyent, queremos soluciones ya», expresaron los afectados.

Por otra parte, la capital de la Vall d’Albaida también recuperó durante el pasado fin de semana la tradicional celebración de su «Bou en corda». Según los datos oficiales aportados a Levante-EMV, el evento dejó un balance de diez heridos leves y un traslado al hospital por una lesión de muñeca. Por último, durante el pasado fin de semana se registraron en el municipio dos incidentes relacionados con la petición del pasaporte Covid a clientes de locales de ocio que se negaron a mostrarlo y no pudieron entrar y, al menos, tres episodios en los que los conductores de vehículos dieron positivo por alcoholemia.

Compartir el artículo

stats