Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Nace una plataforma vecinal en la Vall contra las macroplantas solares

La entidad aglutinará «a los numerosos grupos que han surgido» y visitará los distintos pueblos afectados

Los diferentes proyectos de macroplantas solares que se han promovido en municipios de la Vall d’Albaida han desembocado en la creación de una plataforma vecinal en la comarca. El pasado domingo, el tejido organizativo que se había ido gestando en diferentes poblaciones se reunió en Otos para poner en común la situación actual en cada pueblo y para dar forma a la Plataforma en Defensa del Territorio de la Vall d’Albaida, «que aglutinará los numerosos grupos que han surgido, manteniendo la autonomía de cada uno en relación a la evolución de cada caso».

Los impulsores apuntan que el núcleo central de la iniciativa será una asamblea comarcal, que se convocará de forma itinerante en diferentes pueblos de la comarca, el último viernes de cada mes. La próxima cita tendrá lugar en Bufali el próximo día 27 de mayo.

«La Plataforma constituida el pasado domingo es también un punto de enlace con luchas que han tenido lugar en comarcas vecinas, como las que se están desarrollando contra otras macroplantas fotovoltaicas en Montesa y los proyectos eólicos en el Comtat, o como la de las personas que hacen frente a la ampliación de la CV-60 en La Safor», prosiguieron las mismas fuentes.

Amenaza fraccionada

Y es que, «ante una amenaza fraccionada en diferentes proyectos», la Plataforma pretende servir para reunir todas las energías con el fin de dar «una misma respuesta, fruto de la unión de fuerzas».

Así, entre los objetivos centrales de la agrupación se encuentra la paralización de los 11 proyectos en tramitación en la comarca y la apertura de un debate público y multidisciplinario sobre la implantación de este el modelo energético. También piden una mayor «transparencia y una mayor acción de ayuntamientos e instituciones para frenar estos disparates» y un análisis profundo sobre las causas del abandono del campo y el espacio rural valenciano. A su vez, se mostraron críticos con el acto convocado por el IEVA en Aielo de Malferit el próximo viernes: «Representantes institucionales, empresariales, y un representante de IM2, que es la empresa que pretende construir algunos de los macroproyectos han sido invitados a una mesa redonda. Ahora bien, en la lista de invitados no figura ningún colectivo, asociación o asamblea que se posicione en contra», explicaron.

«Por eso, todo apunta a que, lejos de ser un espacio de debate, de divergencia de opiniones o que sirva para desenmascarar las verdaderas motivaciones de la construcción de las plantas, será una nueva ocasión para vender un discurso falso e interesado sobre unas infraestructuras innecesarias y peligrosas», apostillaron desde la plataforma.

Compartir el artículo

stats