Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El exceso de vegetación multiplica las órdenes de limpieza de solares

Las históricas lluvias han favorecido un crecimiento extraordinario de la maleza que eleva el riesgo de incendios y la proliferación de plagas

Labores de retirada de la vegetación en un solar de Moixent. | LEVANTE-EMV

Los históricos registros de lluvias de esta primavera han hecho que los paisajes de la Costera, la Canal y la Vall d’Albaida recuperen su máximo esplendor y atraigan a una legión de visitantes. Pero a los saltos de agua que renacen, a los ríos a rebosar y al intenso verde que se ha apoderado del ambiente se ha añadido una problemática con la que están teniendo que lidiar muchos municipios a las puertas del verano.

Las abundantes precipitaciones han favorecido el crecimiento extraordinario de la hierba y la vegetación descontrolada en los solares abandonados, que con las altas temperaturas se convierten en un foco de peligro por los incendios, pero también por la proliferación de plagas de insectos y otros animales.

Es por eso por lo que los ayuntamientos están multiplicando sus órdenes de limpieza de este tipo de espacios con el foco puesto en la necesidad de aplicar la disciplina urbanística con el máximo celo posible para evitar molestias y posibles amenazas. Hace escasos días, el Ayuntamiento de Moixent advertía a través de una comunicación pública de que todos los propietarios con terrenos en la localidad están obligados a limpiar los solares y parcelas que se encuentran en el casco urbano para evitar que se genere «una situación grave de riesgo de incendio».

El consistorio dispone de una ordenanza especial reguladora de la limpieza y cierre de terrenos y solares, que dota a la corporación municipal de herramientas para castigar y hacer cumplir sus requerimientos de manera subsidiaria en caso de que no sean acatados por los responsables.

El Ayuntamiento de Cerdà también ha emitido un bando para recordar las posibles consecuencias que puede traer para los dueños de los campos abandonados su falta de mantenimiento. La entidad local ha estrenado una nueva ordenanza que refuerza las actuaciones de vigilancia y ha informado de que a partir del próximo 27 de mayo va a proceder a inspeccionar todos los solares y parcelas del término municipal. De esta manera, aquellos campos que se encuentren en mal estado y que presenten hierbas altas y masificadas que puedan suponer un mayor peligro de incendio serán incluidos en un expediente que podría desembocar en sanciones.

En Xàtiva, el regidor de Urbanismo Ignacio Reig también defiende la aplicación estricta de la disciplina urbanística tras las lluvias para hacer cumplir la normativa municipal en lo referente a la multitud de solares abandonados que existen en la ciudad y que pueden conllevar molestias para los vecinos por la aparición de ratas, mosquitos u otros insectos.

Compartir el artículo

stats