Los 300 niños y niñas participantes de las Escuelas de Verano de Ontinyent se despedían este viernes de esta actividad protagonizando una “Entrada” de Moros i Cristians previamente preparada con los monitores y monitoras a lo largo de la semana. 

La actividad, llevada a cabo por los todos los participantes de las escuelas y repartidos a 3 colegios (La Solana, Carmelo Ripoll y Vicente Gironés), estuvo trabajada a lo largo de la semana con los respectivos equipos de monitores y monitoras. El Alcalde de Ontinyent, Jorge Rodríguez, y los regidores de Igualdad, Natàlia Enguix, y Educación, Òscar Borrell, visitaban el grupo del CEIP Carmelo Ripoll, donde aplaudían el paso de los pequeños y pequeñas al sonido de la música fiestera

Jorge Rodríguez destacaba el interés de una actividad puesta en marcha al marco del Plan Corresponsables y subvencionada con 159.000 euros por la la Generalitat y del Ministerio de Igualdad, “una ayuda que nos ha permitido poner en marcha estas escuelas y también una escuela de adolescencia a un precio muy popular. Una iniciativa que esperamos que se pueda repetir en los años próximos, y que hoy además ha servido para ayudar a transmitir y mantener viva el aprecio por nuestras tradiciones”.

Natàlia Enguix destacaba la importancia de estas escuelas de verano “para ayudar a famílias a conciliar su vida familiar, laboral y personal, y no solo a los padres y madres sino también a los abuelos. Además se han creado puestos de trabajo, y los pequeños y pequeñas se han divertido y han aprendido cosas nuevas”, explicaba. En cuanto al regidor de Educación, Òscar Borrell ponía de relevo que “ha sido una buena oportunidad para tener una oferta educativa no formal con una importante vertiente pedagógica, con talleres, excursiones y visitas culturales”, señalaba. 

El Plan Corresponsables también ha incluido una Escuela de Verano gratuita para adolescentes coordinada por la concejalía de Juventud al Espacio Joven de la calle Juan XIII del barrio de San Rafel, a la cual han participado 50 jóvenes de 12 a 14 años. Además, está previsto abrir en breve una ludoteca municipal creando así un espacio familiar en el en torno al Parque Mestre Ferrero.