Suscríbete Levante-EMV

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los ayuntamientos recortan un 35% el plazo de pago a proveedores pese a la inflación

Las corporaciones de la Costera, la Canal y la Vall d'Albaida tardan de media seis días menos que hace un año en pagar sus facturas a proveedores, aunque las operaciones pendientes de saldar sufren un mayor retraso

Trabajos del montaje del Belén monumental de Xàtiva, hace unos días. PERALES IBORRA

En un contexto inflacionista de escalada de precios, la mayoría de los ayuntamientos continúa pagando a sus proveedores por debajo del plazo legal de 30 días. Según los últimos datos facilitados por el Ministerio de Hacienda, las corporaciones locales de la Costera, la Canal y la Vall d'Albaida han reducido su periodo medio de abono de servicios a las empresas de 16,69 días a 10,99 días en el último año.

A pesar de ello, el tiempo que tardan determinados consistorios en saldar las facturas pendientes de pago se ha retrasado notablemente. El indicador que mide la antigüedad media de las operaciones adeudadas se ha disparado como promedio un 76 % en el conjunto de las tres comarcas al cierre del tercer trimestre, al pasar de 57 días a 102 (más de tres meses de media). Dicho de otro modo: en 2022 ha aumentado en 44 días la ratio de las facturas pendientes de pago por parte de los ayuntamientos de las tres comarcas.

Este crecimiento exponencial obedece en gran medida a que en la Granja de la Costera ha aflorado una deuda comercial de facturas que llevan esperando en el cajón a ser abonadas una media de 1.120 días, aunque su importe global es insignificante, de apenes 2.000 euros. Lo mismo ocurre en Castelló de Rugat, donde se ha duplicado la ratio de operaciones pendientes de pago hasta alcanzar los 1.120 días (aunque con un volumen de 4.000 euros), mientras que en otras cuatro poblaciones el indicador rebasó los 200 días, como es el caso de Rotglà i Corberà (273 días), Bufali (843 días), Benicolet (564 días) y Atzeneta d'Albaida (302 días).

El periodo medio global de pago a proveedores surge de sumar la ratio de operaciones pendientes de pago, la ratio de operaciones pagadas, los importes abonados a proveedores y los que están pendientes de satisfacer al cierre del último trimestre, para luego dividir la cifra resultante entre las cantidades pagadas y las que siguen a la espera de abonar.

Una vez hecho el cálculo, a fecha de septiembre algunos ayuntamientos como los de El Palomar, Agullent y Quesa tardaban menos de dos días hábiles en pagar sus facturas y El Genovés y Beniatjar, menos de un día. Terrateig y Alfarrasí lo hacen en algo menos de tres jornadas.

Ontiyent paga a 7 días

Más mérito tiene el hecho de que la mayor población por número de habitantes de la Costera, la Canal y la Vall, Ontinyent, ha conseguido rebajar en cinco días el tiempo que transcurre antes de satisfacer a sus proveedores los servicios prestados: su media de pago está en 7,18 días. Ello a pesar de que la ratio de operaciones comerciales pendientes de abono por parte del consistorio (por importe de 280.000 euros) ha aumentado en algo más de un día respecto a 2021.

En el Ayuntamiento de Xàtiva, el periodo medio de pago se sitúa en 12,08 días, un dato ligeramente peor al que se manejaba hace un año en la ciudad (11,42 días) aunque su ratio de operaciones pendientes de abonar se ha reducido de 14,99 a 13 días. Otras localidades de tamaño medio de las comarcas también se mueven en cifras muy por debajo del umbral máximo permitido por la ley para abonar facturas. Enguera tarda apenas 2,81 días en hacerlo y L'Olleria, solo 7,6 días, por los 14,09 días de Canals, los 25,16 de l'Alcúdia de Crespins, los 18,6 días de Albaida, los 10,8 de la Llosa de Ranes o los 14 días de Navarrés.

En el reverso de la moneda, la Mancomunitat de la Vall d'Albaida sigue duplicando el límite marcado por la normativa para pagar a proveedores, puesto que acumula facturas pendientes por valor de casi medio millón de euros que elevan a 60 días el tiempo que, como promedio, tarda esta entidad en liquidar sus deudas comerciales. La Granja de la Costera y Salem también superan el plazo legal al pagar a 38 días de media, mientras que los consistorios de Vallada, Anna y la Mancomunidad de la Canal de Navarrés rozan el citado umbral, puesto que saldan sus recibos con un compás de espera de entre 28 y 29 días.

Compartir el artículo

stats