El textil forma parte de la identidad de la ciudad de Ontinyent y, este año, ha sido uno de los protagonistas de la oferta turística de Ontinyent en la feria internacional de Turismo (Fitur). En concreto, los nuevos atractivos turísticos promocionados han sido la I Fase del Museo del Textil de la Comunitat Valenciana y la «Ruta dels Molins» por el barranco dels Tarongers.

El alcalde de Ontinyent, Jorge Rodríguez, y la concejala de Turismo, Sayo Gandía, se desplazaron hasta Madrid el pasado jueves para dar a conocer estos dos espacios que, en palabras del alcalde de la ciudad, «conjugan de forma idónea tradición y tecnología para llegar a todos los públicos».

Durante la presentación que congregaba a autoridades, empresas y medios de comunicación, Jorge Rodríguez destacó que el Museo del Textil de la Comunitat Valenciana «nos permite conocer de primera mano una cuidada colección de objetos que datan des del siglo XVIII hasta nuestros días y que, a través de cuatro salas, nos permite descubrir este tesoro patrimonial que habla de nuestra historia». Asimismo, recordó que en la reciente feria Heimtextil Ontinyent fue la ciudad más representada de España, destacando que «la relevancia del textil en nuestra zona es una evidencia, y hemos querido hacerla más atractiva», por lo que se ha trabajado para incorporar en la oferta turística local estos proyectos, que reúnen elementos como tradición, naturaleza y atracción turística. 

En el caso del Museo del Textil, que se inauguró el pasado diciembre su primera fase y ya ha recibido más de 1.200 visitantes, «es un orgullo, un proyecto de toda la sociedad valenciana, que guarda la historia y la tradición de dónde venimos». El alcalde, que resaltó la importancia dada por el ayuntamiento al sector , recordó que el camino hasta contar con el museo «ha sido largo, más de once años de gestiones y una inversión que cuando esté completa la musealización a finales de 2023 habrá supuesto una inversión de más de 3,5 millones de euros con ayuda de otras administraciones como la Generalitat, Diputación, los Fondos Feder, Caixa Ontinyent y la implicación de asociaciones y confederaciones de empresarios, así como del patronato de la Fundación Museo del Textil». 

Ontinyent inauguró en diciembre el Museo del Textil de la C.Valenciana. Irene Ribera

Más allá del Museo del Textil, la ciudad dispone de otro «museo al aire libre» donde se pueden conocer los orígenes del textil a través de la «Ruta dels Molins», que tiene su inicio desde Ontinyent en el barranco dels Tarongers. En este caso, esta ruta que también se presentó el pasado jueves en Fitur, tiene como hilo conductor doce molinos hidráulicos, donde las personas visitantes descubrirán la tradición textil de Ontinyent, pero también de Bocairent. Se trata de un proyecto que, tal y como explicaba la concejala Sayo Gandía durante la presentación «ha nacido de la participación y voluntad ciudadana, por lo que nos llena de mucho orgullo estar aquí presentando una ruta senderista de alto valor medioambiental e histórico. Más que nunca es un proyecto de toda la ciudad de Ontinyent». La presentación incluyó la proyección de un audiovisual realizado en exclusiva para promocionar esta ruta senderista a las raíces del textil, que permitirá conocer la historia de molinos como el de Toribio, Patiràs, Barranc de la Fos, de los Beneyto, de Pepe Juan de la Pedra o de la Cova, entre otros. Un pasado accesible a través audioguías y paneles informativos en valenciano, castellano e inglés, que también incluyen códigos QR donde se puede ampliar información sobre la historia de cada molino.

Además de la historia de los molinos, que según detallaba Sayo Gandía «mayoritariamente eran usados como fábricas textiles lo que nos acerca a cómo se trabajaba anteriormente en un sector tan importante para nuestra comarca», es una ruta senderista con alto valor ecológico, medioambiental y paisajístico donde se puede disfrutar de aguas cristalinas y de la fauna local.