El PP de Xàtiva pide que se activen los cañones antiincendios tras 7 años sin funcionar

El portavoz popular recuerda que el ayuntamiento fue pionero en un sistema que se instaló en 2012 en la zona de la falda del castillo, la Cova Negra y la Casa de la Llum

Demostración de los cañones antiincendios en la Casa de la Llum, en 2012.

Demostración de los cañones antiincendios en la Casa de la Llum, en 2012. / Perales Iborra

El PP de Xàtiva ha pedido al gobierno municipal que ponga en marcha los diez cañones antiincendios que se instalaron en 2012 en la Cova Negra y en la ladera del castillo con una inversión de 400.000 euros de fondos estatales y que llevan más de siete años sin funcionar.

El portavoz del Partido Popular de Xàtiva, Marcos Sanchis, ha exigido al alcalde Roger Cerdà que se active este sistema para refrescar la sierra y prevenir incendios "antes de que ocurra una desgracia y prevenir una catástrofe natural”. 

El concejal popular recuerda que “los cañones de agua están instalados desde el pasado gobierno del PP en la zona de la falda del castillo, la Cova Negra y la Casa de la Llum, siendo pioneros en un sistema de prevención de incendios que una década después copian otros municipios como Valencia en la zona de El Saler”. 

Marcos Sanchis ha preguntado al alcalde que “a qué espera para poner en marcha los cañones de agua para evitar la sequedad de la zona. Entramos en los días de más calor, no ha llovido nada, hay que ponerse en marcha y poner las medidas necesarias”. 

"El calor es un cóctel perfecto para el fuego"

El dirigente del PP de Xàtiva ha lamentado que “es necesario sobre todo prevenir en la zona de la Cova Negra y la Casa de la Llum, donde hay más riesgo de incendio por la maleza acumulada". Ya denunciamos que no se había cuidado la zona, y tampoco se tienen listos los cañones de agua… Con el calor es un cóctel perfecto para el fuego”

Marcos Sanchis ha indicado que “cuando gobernaba el PP se preocupaba de tener operativos los cañones de agua, que lanzaba grandes cantidades de agua varias veces a la semana, teniendo en cuenta que cada cañón tira 130.000 litros a la hora, generando una humedad para evitar que la sierra esté muy seca”. 

Los cañones dejaron de utilizarse en la legislatura de 2015-2017 tras registrar una serie de averías y fallos. Desde el gobierno municipal de Xàtiva aseguran que "el PP vende como éxito un auténtico fiasco, ya que los cañones de agua nunca han funcionado correctamente".

"El sistema de control remoto se averió inmediatamente y había que accionarlos manualmente", inciden fuentes del ejecutivo que dirige Roger Cerdà. "Los del castillo se alimentan de un aljibe que está vacío actualmente y el técnico de aguas está estudiando la manera de ponerlos en marcha. Los de la Cova Negra había que arrancar el motor manualmente y conectar una manguera al rio para alimentarlos, Actualmente no están operativos porque hubo sucesivos robos de cobre del cableado", zanjan.