Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

«Lo que queremos es que la gente vuelva al cine»

«Existe un cine europeo e iberoamericano muy interesante que no llega, pero tiene público», sostiene Pons

P Se ha embarcado en resucitar unas salas míticas de la ciudad...

R Te diré como anécdota que en Texas hay una ciudad que se llama Alba, casualmente. El ambiente de esta recuperación de los cines es estupendo. La gente por la calle en València ya me para y me pregunta por el proyecto.

P Trae a València el modelo con el que tan bien le va en Barcelona.

R Allí llevamos dos años y hemos conseguido que la gente vuelva al cine, a ver películas en la gran pantalla y con las tres «b» de nuestras abuelas: bueno, bonito y barato.

P Dice que decidió recuperar los Albatros hace solo tres meses y el 4 sube la persiana. ¿Cómo ha sido posible tan rápido?

R Porque los dueños de los cines -los hemos alquilado- son estupendos, igual que el arquitecto y los proveedores.

P ¿Qué le motiva a impulsar un proyecto así?

R El ejemplo de Barcelona y el placer de que el cine se vea bien. Los multicines solo programan películas de pim, pam, pum de las multinacionales y existe un cine muy interesante que no llega pero tiene su público. Esto se hace por amor al cine. Lo que queremos es que la gente vuelva al cine.

P Tienen además un bonito detalle con los jóvenes: cederles espacio para que el espectador vea gratis sus cortos.

R Sí, para que no tengan que verlos en la tableta. Que vengan al cine y lo vean en la gran pantalla y con buena calidad.

P La vida de los futuros Albatexas se completa con ciclos y encuentros.

R El mundo se mueve muy deprisa y mucho. Son unos cines muy queridos y eso es un valor añadido. Esperamos que nazcan con el favor del público.

P Tengo que preguntarle por la inversión económica...

R Eso es como preguntar la edad (risas)... Pero he de decir que tiene bastantes ceros.

Compartir el artículo

stats