Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Muestra

Carmen Calvo alza la voz de las mujeres en el IVAM

La artista y Premio Nacional expondrá en la fachada del museo una obra sobre la igualdad

La obra «Los cielos están cosidos», de Carmen Calvo. levante-emv

El Institut Valencià d'Art Modern (IVAM) apuesta por aprovechar espacios considerados meramente funcionales. Uno de los lugares para estas intervenciones, enmarcadas en las actividades de «El IVAM produce», es la fachada del museo, que desde 2017 exhibe imágenes de gran formato creadas ex profeso para reflexionar sobre el papel del arte en la sociedad.

Por ella ya han pasado cinco artistas. La última fue la Premio Nacional Soledad Sevilla (València, 1944) que, con la obra «El Patriarca», decoró la fachada del museo entre enero y junio pasado. La valenciana da el relevo ahora a otra paisana y también Premio Nacional: Carmen Calvo (València, 1950). Calvo, como ya avanzó en primicia Levante-EMV, mostrará una obra creada en exclusiva para la fachada del centro de arte a partir de septiembre. Según ha podido saber este diario, la obra se titula «Los cielos están cosidos» y muestra el retrato de una mujer anónima y atemporal a través de la cual la artista quiere poner el foco en la igualdad de género y el mercado laboral. Un tema de actualidad que preocupa a la artista como mujer y ciudadana.

La imagen, que quiere representar a todas las mujeres anuladas, manipuladas o víctimas de injusticias, es una fotografía intervenida a modo collage de 9 x 9 metros que estará expuesta en la fachada del museo entre septiembre y diciembre de este mismo año. Calvo, definida como feminista y crítica con los valores tradicionales, ha expuesto en la Bienal de Venecia, en el Guggemheim de Nueva York y en el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía, entre otros espacios. Además, tiene un gran vínculo con el IVAM pues su obra se ha podido ver en retrospectivas del museo.

Así, Calvo será la sexta artista en pasar por la fachada del IVAM. La encargada de inaugurar este espacio como zona expositiva fue Cristina Lucas (Jaén, 1973) -entre enero y octubre de 2017- con su obra titulada «Box», que aludía a un nicho mortuorio.

Tras ella Marina Núñez (Palencia, 1966) mostró entre octubre de 2017 y marzo de 2018 «Un cuerpo extraño», una imagen en la que una mujer parecía impactar contra la fachada del IVAM.

Transgresora fue la obra de otro Premio Nacional, Juan Hidalgo, quien con «El mundo en un condón» buscaba indagar desde una vertiente metafórica en torno al placer que el mundo suscita y a la frustración que genera. La obra, que se expuso entre marzo y junio de 2018 -tan solo una semana después de la muerte del artista- muestra una bola del mundo dentro de un preservativo anudado en la parte superior y suspendido en un fondo azul.

Le siguió en el espacio público Txomin Badiola (Bilbao, 1957) entre septiembre de 2018 y enero de 2019. «El pueblo no está con nosotros» se articulaba con imágenes que ya había utilizado en obras anteriores e incluyendo al museo como un elemento más. La pieza era, además, un comentario irónico al papel de una nueva institucionalidad que se cree benéfica olvidándose del papel que ejerce como aparato ideológico y de autoridad.

Y la última en exponer en la fachada fue la valenciana Soledad Sevilla. Su obra «Patriarca» era la representación de un zócalo de azulejos que cubre la parte baja del muro del claustro de la iglesia del Patriarca. Una imagen del recuerdo de la infancia de la artista y Premio Nacional de Artes Plásticas.

Compartir el artículo

stats