30% DTO ANUAL 24,49€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Patrimonio

El arte valenciano en el "exilio"

El Gobierno desvela que los museos madrileños guardan 11.908 obras procedentes de la Comunitat Valenciano tras una petición del senador Carles Mulet - Son piezas de Joan de Joanes, Sorolla, Vicent Masip, Juan Ribalta o el busto de la Dama de Elche

El arte valenciano en el "exilio"

El arte valenciano en el "exilio"

Cuando Manolico Campello halló el busto de la Dama de Elche en La Alcudia inició no solo una línea de investigación importantísima dentro del patrimonio íbero en la península. El hallazgo de la dama ilicitana marcó parte de la gestión del patrimonio nacional a futuro. De hecho, hoy en día, continúa vigente la siguiente pregunta retórica que sirve como argumento para alejar la obra del origen de su autor: ¿Dónde mejor que en Madrid para exponer una joya del patrimonio nacional?

Pero lo cierto es que no todos los museos pueden estar en Madrid. Ese es el mantra de políticos valencianos y vecinos de Elx que desde hace décadas se esfuerzan en hacer posible el retorno del busto a la localidad. Hasta la fecha, nada ha ocurrido, solo traslados temporales. La Dama sigue en el Museo Arqueológico Nacional. Al igual que miles de obras de artistas valencianos. En concreto, se calcula que 11.908 obras de arte generadas en la Comunitat Valenciana se encuentran en museos estatales de Madrid. Así lo ha desvelado recientemente el Gobierno, que tras la petición del senador valenciano Carles Mulet (Compromís), ha publicado un informe con los objetos artísticos de procedencia valenciana que se encuentran en Madrid.

«Venimos denunciando que para el Gobierno, sea este o anteriores, se ve que el Estado empieza y termina en Madrid, y solamente esa ciudad es digna de contener y exponer lo más interesante del arte no ya español, sino también del valenciano», ha denunciado el senador.

Según Mulet, la Dirección General de Bellas Artes y Patrimonio Cultural se ha excusado afirmando que el mayor volumen de bienes de interés cultural de titularidad estatal que se custodia en los Museos estatales no se encuentra en los espacios citados, sino en los museos de titularidad estatal y gestión directa o transferida ubicados en la Comunitat Valenciana, donde estos bienes se conservan conforman las colecciones estables de dichas instituciones (Museos estatales de Cerámica y Artes Suntuarias «González Martí» y de Bellas Artes y Museo Arqueológico de Sagunt).

A pesar de ello las colecciones que se encuentran en los siguientes museos de titularidad y gestión estatal: Museo Nacional de Artes Decorativas, Museo Nacional de Antropología, Museo Arqueológico Nacional, Museo Nacional del Traje, Museo Cerralbo, Museo Sorolla y Museo Nacional del Romanticismo, y que están identificadas por su lugar de procedencia como de las provincias de Castelló, València o Alicante es de 11.908 Para Mulet, «cuesta entender por ejemplo el listado de obras del Museo Arqueológico Nacional donde la Dama de Elche aparece como un apunte más sin determinar; ello vuelve a demostrar que para el Gobierno mantienen una visión centralista absurda, ya que la mejor manera de dar a conocer el patrimonio cultural español es tenerlo en su lugar de origen, ya que supondría un revulsivo turístico. En este caso concreto, la Dama es una pieza más del MAN, en Elx sería el centro de un espacio museístico».

Los centros artísticos que mejor han precisado su patrimonio valenciano han sido el Museo del Prado y el Reina sofía, ambos con directores nacidos en la Comunitat Valenciana. Por una parte, el Prado cuenta con varias obras de Joan de Joanes, Juan Ribalta, Jerónimo Jacinto Espinosa, Vicent Masip o Gonçal Peris. Mientras que el Reina Sofía cuenta con obras de artistas como Alfaro o Solbes, tanto en su colección como en sus exposiciones temporales. El Museo que más obra valenciana posee es sin lugar a dudas el Museo Sorolla, con más de 1.200 pinturas del «maestro de la luz», algunas de las cuales se han creado en lugares como la playa del Cabanyal o Xàbia.

«Aportación injusta»

El senador ha recordado que a pesar de existir museos del Estado en València o que obtienen recursos del Estado, la aportación es «indigna e injusta». Así ha recordado como los últimos Presupuestos Generales del Estado preveían 59 millones de euros para el Museo del Prado, mientras que para el Museo de Bellas Artes de València (segunda pinacoteca de España), tan solo consideraba 600.000 euros. Otros ejemplos son el Museu de la Cerámica González Martí que tan solo percibe 200.000 o los 260.000 del IVAM frente a las inyecciones en el Reina Sofía de Madrid por 41,5 millones, la transferencia de 7,5 millones a la fundación privada del Thyssen, los 2,2 millones del MNAC de Barcelona o los casi 10 millones para el Teatro Real de Madrid, los 8,7 para el Liceu de Barcelona o los 2,25 de la Maestranza de Sevilla, mientras que el Palau Arts de València tan solo ha mejorado de los 600.000 euros a un millón.

Compartir el artículo

stats