Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Historia

El árbol genealógico de Da Vinci se completa: todavía hay 14 descendientes vivos del artista

Medio siglo de investigaciones logran reconstruir 690 años y 21 generaciones del linaje davinciano | El hallazgo plantea la posibilidad de estudiar, por primera vez en la historia, un fragmento del genoma del autor de 'La Gioconda'

Los historiadores Alessandro Vezzosi y Agnese Sabato sostienen la versión más completa hasta la fecha del árbol genealógico de Leonardo Da Vinci

Se dice que el arte nunca muere y que los artistas, a través de su obra, sobreviven a la eternidad. El inmortal legado de Leonardo da Vinci, de hecho, ha perdurado hasta nuestros días a través de sus obras, sus cuadernos y sus visionarias ideas. Pero dado que el polifacético genio del Renacimiento jamás tuvo hijos, durante mucho tiempo se pensó que su linaje biológico se había extinguido con él. Hasta ahora. Medio siglo de investigaciones han logrado reconstruir 690 años y 21 generaciones del linaje davinciano hasta dar con 14 descendientes vivos del artista. El hallazgo, publicado este mismo martes en la revista ‘Human Evolution’, supone la reconstrucción más completa hasta la fecha del árbol genealógico de Da Vinci

El trabajo, que entremezcla historia, genética y décadas de trabajo de campo, logra reconstruir la persistencia del cromosoma Y del linaje Da Vinci durante al menos siete siglos; desde el abuelo del inventor hasta los actuales descendientes de la familia. A falta de hijos biológicos del florentino, este árbol genealógico se traza a través de la descendencia de su medio hermano Doménico. La teoría es que, si sabemos que el cromosoma Y se mantiene intacto durante al menos 25 generaciones, es posible rastrear esta información genética para identificar a los descendientes masculinos del linaje Da Vinci. Asimismo, una vez identificados los ‘herederos’ del ADN, también se abre la puerta a una posibilidad todavía más extraordinaria; estudiar un fragmento ‘original’ de los genes del artista italiano.

Medio milenio después de la muerte del emblemático autor de ‘La Gioconda’, “Leonardo todavía vive”. Este es el lema que Alessandro Vezzosi, historiador del arte y fundador del museo davinciano ‘Ideal’, reivindica como conclusión de este trabajo. "500 años después de su muerte, vemos que la historia de este artista sigue viva. Es un error pensar que ya lo sabemos todo sobre su legado porque la ciencia y el arte siguen arrojando grandes sorpresas sobre su figura. No hablamos de historia, hablamos de memoria viva", clama el autor del recién publicado estudio en declaraciones a EL PERIÓDICO. 

Los herederos de Leonardo

Contra todo pronóstico, los genes de Leonardo Da Vinci han sobrevivido al paso del tiempo. En 2016, los autores de este trabajo presentaron un avance de sus descubrimientos y reunieron a un total de 35 familiares vivos del artista. Entre ellos, sorprendió la presencia del célebre cineasta italiano Franco Zeffirelli, director de obras como 'Romeo y Julieta' y 'La Traviata'. "Entonces presentamos algunos de los descendientes indirectos de la familia Da Vinci. Hoy presentamos el hallazgo de 14 herederos directos del linaje masculino de la familia de Leonardo. La diferencia entre unos y otros es tanta como entre el día y la noche", recalca Vezzosi.

La identidad de los herederos de Leonardo sigue, por ahora, rodeada de misterio. Los investigadores, de hecho, han preferido mantener sus nombres en el anonimato para proteger su privacidad. Solo se sabe que el mayor de los 'herederos' tiene 85 años, es comerciante de porcelana, cofundador de un aeródromo y autor de varios inventos. El más joven, nacido en 2020, todavía no ha apuntando nada en su ficha técnica. Pero teniendo en cuenta que viene de una familia de artistas, artesanos y entusiastas de las máquinas... las expectativas son muy altas.

"Todos se mostraron emocionados al saber que pertenecían a la familia de Leonardo. Los familiares han colaborado activamente con la investigación y se han mostrado muy agradecidos con el trabajo", explica la historiadora Agnese Sabato, presidenta de la Asociación del Patrimonio Leonardo da Vinci y coautora de este trabajo. "Muchos de los descendientes habían oído historias sobre el vínculo de sus familias con el artista pero, como suele ocurrir en estos casos, creían que solo se trataba de leyendas que pasan de generación en generación. Ahora conocen con exactitud sus orígenes", comenta la investigadora en declaraciones a este diario.

225 historias de familia

El árbol genealógico de los Da Vinci también se amplía hacia el pasado. La investigación, de hecho, reconstruye la historia de 225 individuos desde la 15 generación de la familia Da Vinci. Incluso confirma la leyenda del famoso vínculo de la familia florentina con España; los registros históricos muestran que el abuelo de Leonardo, Antonio di Piero, era un comerciante que viajaba entre Barcelona y Marruecos. "Puede que el abuelo contara a su familia cómo era la costa de Marruecos o cómo era la vida en una gran ciudad como Barcelona. Es posible que Leonardo conociera España gracias a las memorias de su abuelo", comenta el investigador. 

La reconstrucción del linaje de Leonardo se presenta como un trabajo extenso. Incluso para una revista científica. En su recién publicada versión, de hecho, se explaya en un total de 90 páginas. “Es extenso, sí. Pero ni así hemos podido incluir el trabajo de esta última década. Ya estamos trabajando en una versión ampliada para incluir las más de 150 fotografías sobre los archivos y los hogares de la familia Da Vinci”, comenta Vezzosi. La primera imagen de la colección, explica orgulloso, la tomó él mismo en 1973 el día que descubrió la casa del abuelo de Leonardo que alojó a la familia del artista durante varias generaciones. A partir de ahí le siguen cinco décadas de trabajo entre archivos, bibliotecas y memorias familiares.

"Cuando hemos hablado con los familiares de Da Vinci, o con las personas que habitan los antiguos hogares de la familia, hemos visto como muchos de los relatos que se recogen en los archivos cobran vida hasta nuestros días a través de las memorias de estas personas", reflexiona Vezzosi. Esto, explica, es un ejemplo más de la 'historia viva' del artista. Por eso mismo, "antes de que impere el olvido", los investigadores llaman a proteger los emblemáticos lugares que marcaron la vida de Leonardo y de su familia.

Los genes del artista

Hace décadas que la comunidad científica sueña con estudiar los genes de Leonardo. Pero el objetivo parecía imposible ya que, a falta de descendencia biológica, tampoco se podían estudiar los restos biológicos del artista, ya que su tumba fue saqueada y su cuerpo desapareció durante unas revueltas (y aunque años más tarde se hallaron unos huesos que podrían haber pertenecido al artista, siguió habiendo dudas sobre la identidad de los restos). Estudios previos habían intentado rescatar fragmentos de material genético a partir de las ‘recetas secretas’ del artista para crear sus pinturas, en las que incluía muestras de saliva, orina e incluso sangre humana. Pero, por ahora, ha sido imposible rascar algo de allí (excepto un extraordinario catálogo de huellas dactilares de Da Vinci).

En 2014 arrancó el 'Leonardo Da Vinci DNA Project', el proyecto más ambicioso hasta la fecha para intentar reconstruir el ADN del artista. La investigación, que cuenta con un centenar de historiadores, genetistas y microbiólogos de todo el mundo, empezó a trabajar en la posibilidad de reconstruir parte de los genes del genio florentino a través de sus descendientes. El hallazgo de los 14 descendientes, presentado en el marco de esta extensa investigación, supondría un antes y un después para este estudio. "Seguimos trabajando para poner a disposición de la humanidad todo este conocimiento inédito sobre Da Vinci", comenta Sabato, quien adelanta que próximamente se publicará un extenso catálogo con todas las fuentes documentales recopiladas en esta investigación.

Puestos a soñar, especulan los científicos, los genes de Leonardo Da Vinci podrían explicar la razón de su genialidad. ¿Había algo en el ADN de este artista que lo predispusiera a su increíble capacidad intelectual en las artes y las ciencias? ¿Es cierto que tenía una extraordinaria visión, sentidos extremadamente desarrollados y una sinestesia que le permitía ver más allá de los marcos convencionales? En definitiva, ¿era su mente brillante fruto de sus genes?

Compartir el artículo

stats