Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

De la escuela Berklee a la primera fila del cine español

La compositora Alicia Morote ha trabajado para las bandas sonoras de los nuevos proyectos cinematográficos de Pedro Almodóvar e Icíar Bollaín, «Madres paralelas» y «Maixabel»

De la escuela Berklee a la primera fila del cine español |

De la escuela Berklee a la primera fila del cine español |

Sacó una matrícula de honor en el Conservatorio de Música de Madrid y se formó para componer música de cine y televisión en la escuela Berklee de València. Desde entonces, ha trabajado en la grabación de diversas bandas sonoras para Pedro Almodóvar, Icíar Bollaín o Julio Medem. Con tan solo 33 años, Alicia Morote es la compositora que se esconde detrás de la música de Ma-ma, Dolor y gloria o Yuli. En muchas de ellas ha trabajado al lado de Alberto Iglesias, compositor que acumula 11 premios Goya y reconocimientos en Cannes y en Venecia.

De la escuela Berklee a la primera fila del cine español |

Morote trabaja actualmente con él en la nueva producción de Almodóvar, Madres paralelas, que se estrenará el próximo mes de septiembre en el Festival de Venecia. También pondrá música a Maixabel, la próxima película de Bollaín, seleccionada para competir en el Festival de San Sebastián. Aunque poco puede hablar de estas producciones, ya que sus melodías todavía están cociéndose en Madrid. «Trabajamos a contrarreloj para que todo salga bien. Es una profesión que implica mucha precisión, pero también mucha falta de sueño», bromea esta murciana, que asegura que la escuela Berklee le abrió las puertas del cine. «Empecé a trabajar muy pronto tras el máster en València. Aunque antes de Berklee ya había trabajado en el cine. Hice mi primera película como asistente en un equipo de composición en 2015 con Ma-ma de Julio Medem, justo antes de empezar mi etapa en València. Berklee supuso un antes y un después en mi carrera. Allí me dieron muchas herramientas técnicas y me guiaron a la hora de sumergirme en el mundo laboral», explica.

De la escuela Berklee a la primera fila del cine español

Morote asegura que siempre le atrajo el mundo del cine. «Desde muy pequeña me llamaba mucho la atención las posibilidades del sector. Me interesaba mucho el aspecto narrativo que la música podía aportar al guion y a la imagen. Por ejemplo, dentro de una película cabe la música orquestal, pero también cabe una canción rock o electrónica. Es todo un abanico de colores que puedes utilizar para decir lo que necesitas decir», asegura.

De la escuela Berklee a la primera fila del cine español

Morote ha sido la compositora principal de El siglo de Galdós, el documental de Miguel Ángel Calvo y de una serie documental de La 2, «Un país en danza», que se estrenará próximamente. Además, ha hecho la música de diversos cortos y producciones teatrales. Según Morote, su música es «oscura y onírica». «Me gusta combinar melodías pegadizas con harmonías complicadas. Mi punto fuerte es la orquestación», asegura.

De la escuela Berklee a la primera fila del cine español carla melchor. valència

Las producciones con amplio presupuesto cuentan con un equipo de compositores formado por el compositor jefe y dos asistentes que hacen las partituras y se encargan de los aspectos técnicos. Cuando la composición y la grabación de la música está lista, el ingeniero de sonido se encarga de mezclarla y «colocarla» en la película. Todo, bajo la atenta mirada del director/a de cine, quien tiene la última palabra.

Para llevar a cabo una composición, el equipo musical debe visualizar la película para adaptarse a su narrativa. Según Morote, la banda sonora se escribe en unos dos meses. «El compositor tiene que correr y normalmente tenemos un margen de tres semanas para hacer todas las partituras y la grabación en el estudio», señala.

La murciana está inmersa en dos de las películas que veremos en la cartelera después del verano, Madres paralelas y Maixabel. En las dos trabaja con Alberto Iglesias, a quien define como un «intelectual en el sector». «Tiene una visión muy amplia y no solo de la música sino de otros mundos artísticos. Además, aunque tiene un estilo muy particular, en sus trabajos siempre notas algo diferente. Hace cosas refinadas y muy modernas», asegura.

Compuso la banda sonora para el videojuego del Ballet Nacional de España y es co-autora y directora musical del espectáculo «Rainroad The Musical», con el cual fue candidata a los Premios Max en 2018.

Compartir el artículo

stats