Protesta contra Barrera: "Queremos un sector de las artes escénicas que sea potente y que se valore la gestión cultural"

Del teatro a las artes visuales, pasando por el circo, la danza o la música. El sector de las artes escénicas se ha manifestado unido ante las Corts esta mañana, en defensa de un Circuit Cultural Valencià «consensuado» y que cuente con los profesionales del sector

Representantes de diferentes asociaciones y sectores de la cultura.

Representantes de diferentes asociaciones y sectores de la cultura. / Germán Caballero

Del teatro a las artes visuales, pasando por el circo, la danza o la música. El sector de las artes escénicas se ha manifestado unido ante las Corts esta mañana, en defensa de un Circuit Cultural Valencià «consensuado» y que cuente con los profesionales del sector.

Es la primera -además de la de apoyo a José Luis Pérez Pont- y quizás la última protesta en la calle que se ha dirigido al vicepresidente y conseller de Cultura, Vicente Barrera, a falta de que Vox tome una decisión sobre si rompe, o no, sus gobiernos autonómicos con el PP, como ha amagado el líder nacional, Santiago Abascal.

Convocados por la asociación Gestió Cultural pero con presencia de diferentes colectivos y entidades, han reclamado que el Consell —a través del Institut Valencià de Cultura (IVC)— y la Federació Valenciana de Municipis i Províncies no ponga en marcha el convenio recientemente firmado y publicado y se siente a negociar con los profesionales del sector.

Pepe Ayelo, el presidente de Gestió Cultural, explica que el Circuit Cultural València firmado «elimina completamente el proyecto cogestinado anterior, que tiene 37 años de historia y ha dado resultados muy interesantes de asistencia de público e inversión en artes escénicas y música». Recuerda que el último informe detalla unos beneficios de 10 millones de euros y casi 600.000 espectadores en 90 poblaciones.

«El señor Barrera y el aparato actual del IVC han hecho un convenio completamente dirigista con un catálogo que ellos mismos seleccionan y faltando a la verdad cuando dicen que está abierto a los 541 municipios de la Comunitat Valenciana, porque el convenio impone unas exigencias», explica.

Por eso piden «no llevar a cabo el convenio, sentarse con todos los sectores, que están dispuestos de consensuar un modelo basado en el anterior proyecto, que corrija los errores», ya que si admiten que la actual ley de contratación obliga a actualizar el último modelo de Circuit Cultural Valencià.

«Aquí no ha consensuado nada con nadie, es un proyecto impuesto, que adolece de creer en la vertebración y que no tiene en cuenta la profesión, no solo de los gestores culturales, sino a la profesión valenciana de las artes escénicas», indica Ayelo.

Dudas legales

Josep Maria Buyón, también de la junta directiva de Gestió Cultural, apunta que la del sector es «una protesta técnica, no política» y aboga por un modelo «participativo, democrático, de cogestión con los ayuntamientos, y que permita la participación de la ciudadanía, además de respetar sus derechos culturales».

Laura Marín, presidenta de la Asociación Valenciana de Distribuidores de Artes Escénicas y de Música (Advaem), incide en que habían demandado «en reiteradas ocasiones el borrador del nuevo convenio», pero no lo conocieron hasta su publicación.

«Salen muy perjudicados, no solo los ayuntamientos, sino las compañías y, por extensión, las distribuidoras y está mal redactado, con prisas y siendo un popurrí de convenios y contratos. Pedimos que lo repiensen, porque es una fórmula que no servirá para generar industria, añade.

Asimismo, lo califican como «irreal e imposible», porque deja lagunas —por ejemplo a la hora de ‘liquidar’ la taquilla, con el pago de los derechos de autor o el montaje de los espectáculos. 

Por su parte, María Ángeles Fayos, presidenta de l’Associació d’Empreses d’Arts Escèniques del País Valencià (Avetid), opina que estos cambios «impiden que las compañías valencianas trabajen más y mejor, porque no se amplía el presupuesto y es un catálogo restrictivo».

«Los profesionales lo que queremos es trabajar bien y que se prime a las compañías valencianas. Queremos un sector de artes escénicas potente y que se valore la gestión cultural». Además, pide «un plus para el circo y la danza valenciana».

Otras asociaciones que se han sumado han sido la Associació de Professionals de Circ de la Comunitat Valenciana, o la Associació Valenciana de Crítics d'Art (AVCA), la Associació Artistes Visuals de València, Alacant i Castelló; Acció Cultural del País Valencià, entre otras.

Entre las caras conocidas del sector estaban Carles Alberola d'Albena Produccions; el actor Alfred Picó; el artista Pau Alabajos; Roberto García, el anterior director de Artes Escénicas del IVC; Ximo López, secretario autonómico de Cultura en la última etapa del Botànic.

A la concentración se han acercado también representantes del PSPV y Compromís, como Verónica Ruiz, la diputada que ha interpelado a Barrera sobre el tema hoy en las Corts.