22 de agosto de 2012
22.08.2012
Levante UD

El Levante viaja a Escocia sin Diop

El jugador no ha podido coger el avión, que ha partido con tres horas de retraso, por problemas con su visado - Será baja mañana ante el Motherwell

22.08.2012 | 15:18
Diop, en su presentación como nuevo jugador del Levante UD.

El Levante aterrizó hoy al filo de las cuatro de la tarde en el aeropuerto de Glasgow (Escocia), donde jugará mañana ante el Motherwell el primer partido europeo en su historia, y lo hizo tras un accidentado viaje en el que el senegalés Pape Diop tuvo que quedarse en Valencia por un problema en el visado.

El vuelo rumbo a Escocia salió de Valencia con casi una y hora media de retraso, ya que durante este tiempo el Levante intentó, sin éxito, que Diop viajara con el resto de compañeros de la expedició levantinista.

Al aterrizar en el aeropuerto de Glasgow, fuentes del club valenciano confirmaron a Efe que Diop no podrá viajar en las próximas horas porque no puede conseguir el visado en un plazo inferior a las 48 horas.

El jugador senegalés se bajó del avión en el aeropuerto de Manises después de que descubrieran que no tenía el visado necesario para entrar en Escocia, ya que según explicaron desde el Levante, el Reino Unido ha endurecido su política de inmigración con motivo de la celebración de los Juegos Olímpicos y Paralímpicos en Londres.

El centrocampista del Levante permaneció sentado dentro de la aeronave mientras el presidente del Levante, Francisco Catalán, el director deportivo, Manolo Salvador, y otros miembros del club valenciano trataban de desbloquear la situación, pero desde el aeropuerto de destino impidieron que el avión despegara con Diop a bordo.

Tras más de una hora de llamadas telefónicas desde la pista del aeropuerto, Diop tuvo que bajarse del avión y fue el mismo entrenador del Levante, Juan Ignacio Martínez, quien le ayudó con la maleta, mientras que un miembro del club se quedaba en Valencia junto a Diop.

Los compañeros del senegalés despidieron al jugador con una sonora ovación, mientras que el semblante de Juan Ignacio reflejaba el malestar por el incidente, pues no podrá contar con el jugador para el encuentro.

Este incidente marcó el primera viaje del Levante en Europa, cuando está a punto de cumplir 103 años de historia. De hecho, el vuelo acumuló algo más de tres horas respecto al horario previsto, pues el avión llegó con retraso al aeropuerto de Manises.

La expedición estaba formada por 143 pasajeros, entre miembros del primer equipo, el consejo de administración del club, empleados, aficionados y medios de comunicación que acompañan al equipo valenciano en este primer desplazamiento europeo.

Para el encuentro de mañana jueves ante el Motherwell, de la ronda previa de la Liga Europa, el club cree que pueden ser unos doscientos los seguidores del Levante que presencien en directo el duelo en el estadio Fir Park.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine