Roberto Soldado, muy autocrítico, culpa a los jugadores del mal inicio liguero. El capitán reconoce que los jugadores no están rindiendo al nivel esperado y que, por los malos resultados anteriores, el partido contra el Zaragoza se convierte en toda una final para el Valencia cuando acaba de arrancar el campeonato. "Ya no se pueden escapar más puntos de Mestalla", avisa. "Los primeros responsables de la situación somos nosotros y sabemos que debemos dar mucho mas de sí. No se trata de culpar a nadie porque somos un equipo y todos debemos trabajar en la misma dirección", sostiene. "No estamos bien pero aún estamos a tiempo de enderezar la situación", insistía tras afirmar que, ni se plantea, fichar por el Barcelona; una afirmación que realizó en el acto de presentación de un videojuego del que es imagen.

Colas para tener el juego

Roberto Soldado comprobó anoche que su popularidad cotiza al alza. El delantero protagonizó el lanzamiento nacional del simulador de fútbol FIFA 13, juego en el que comparte imagen con Lionel Messi. Una carátula que el delantero no dejaba ayer de mirar una y otra vez con asombro. Y es que, aseguró que para él era "un gran orgullo" e "ilusión" ser imagen de una saga de videojuegos del prestigio del FIFA. "Es una enorme satisfacción que, a la vez, me da todavía más responsabilidad y ganas de hacer las cosas bien sobre el campo para no defraudar a todos los aficionados que confían en mí", afirmaba. "Me ilusiona verme ahí y es un placer compartir portada con Messi", lanzaba ilusionado mientras más de un centenar de personas esperaban en la Fnac para comprar el juego. "Me lo dieron el jueves y lo estrené jugando con Rami en su casa. Sorprende y es alucinante los parecidos y los movimientos inteligentes que hacen los jugadores.