09 de enero de 2019
09.01.2019

Toca saldar cuentas en Limoges

El Valencia Basket quiere asentarse hoy en la Eurocup ante un rival al que nunca ha podido ganar

09.01.2019 | 00:38
Jaume Ponsarnau confía en reencontrarse con la victoria.

La pista de Beaublanc calibrará esta noche la capacidad de reacción del Valencia Basket tras la derrota sufrida en Badalona el pasado fin de semana. El conjunto «taronja» se mide al Limoges en la segunda jornada del Top 16 de la Eurocup con el reto no sólo de volver cuanto antes a la senda del triunfo sino de dar un paso muy importante en la competición continental. Después de haber ganado en la primera jornada al Unicaja, el equipo de Ponsarnau tiene en su mano dar más valor al triunfo conseguido ante los malagueños, hecho que además daría un golpe duro al Limoges, que perdió en la primera entrega ante el Estrella Roja en Belgrado.

La expedición «taronja» se desplazó hasta tierras francesas con las bajas de San Emeterio y de Sergi García. El cántabro ya pudo completar ayer una sesión de tiro aunque todavía no tiene una fecha de vuelta definida por la rotura fibrilar que arrastra en el bíceps femoral de la pierna izquierda. El base mallorquín, por su parte, está en recta final de la recuperación de la fractura de la muñeca derecha y en breve está previsto que reciba el alta médica.

El choque ante el Limoges abre un calendario duro para los valencianos, ya que deberán compaginar esta segunda fase de la Eurocup con el tramo final de la fase regular en la Liga Endesa en la que deben asegurar su plaza en la Copa del Rey en los dos siguientes encuentros. Una de las claves para ganar en Beaublanc será mejorar la salida a la cancha, situación que complicó mucho el último encuentro en Badalona, tal y como reconoció el técnico del Valencia Basket, Jaume Ponsarnau. «Somos un equipo un poco diesel y que necesita que todo se vaya encajando. Sabemos que tiene una solución relativa porque la característica del equipo no es empezar en tromba, aunque queremos empezar mejor», afirmó.

El Limoges presenta como principal amenaza su tiro exterior, ya que es el conjunto con mejor porcentaje de tiro de la Eurocup desde más allá de la línea de tres puntos. El entrenador galo, François Peronnet, tendrá la baja del prometedor alero Sekou Doumbouya, operado del pulgar de la mano derecha. El capitán del Valencia Basket, Rafa Martínez, podría alcanzar un nuevo registro: si juega algún minuto, disputará su partido 600 como «taronja».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes