17 de abril de 2019
17.04.2019

La temporada todavía no ha acabado

Tras la consecución de la Eurocup, la plantilla del Valencia Basket se fija en alcanzar de momento las semifinales ligueras

16.04.2019 | 23:44
La hinchada taronja acompañó al equipo en las celebraciones por el centro de València.

Lo que viene después de la Eurocup. El Valencia Basket ha cumplido dos de sus grandes objetivos del curso: ganar la Eurocup y, al mismo tiempo, clasificarse para la próxima edición de la Euroliga. Ya no le hará falta intentarlo por la siempre complicada vía de la Liga. Pero no puede bajar los brazos. Su reto, ahora, es ser cabeza de serie para los play-off por el título liguero y, luego, llegar lo más lejos posible.

La consecución de la Eurocup ha disipado gran parte de la temporada en cuanto a objetivos se refiere, aunque no en su totalidad ya que la campaña todavía no ha acabado. El Valencia Basket tiene todavía por delante 8 jornadas en la fase regular de la Liga Endesa, en las que va a intentar sacar el máximo rédito para cumplir de momento el reto más inmediato que pasa por acabar en la cuarta plaza y tener al factor cancha, al menos en la primera eliminatoria de las series por el título.

El calendario que le queda al conjunto de Ponsarnau hasta el final se presenta complejo y pondrá a prueba la capacidad de un equipo que, pese tener prácticamente cubiertas sus aspiraciones, quiere pelear hasta donde se llegue. Sin ir más lejos, este próximo sábado visita la Fonteta el Tenerife. El cuadro de Vidorreta marcó un curioso punto de inflexión esta misma temporada tras la dolorosa derrota sufrida en la isla por 100-66 en la primera vuelta, que a punto estuvo de llevarse por delante al técnico catalán.

Sin mucho margen el miércoles el Unicaja será el rival, también, en casa. Los malagueños, sin la opción de jugar la Euroliga la próxima campaña por el triunfo valenciano en la Eurocup, son el gran rival por la cuarta plaza y posiblemente el equipo al que haya que superar para alcanzar las semifinales ligueras. Superarlo en la tabla supondría tener el factor Fonteta en esta eliminatoria, hecho determinante a tenor de lo visto en la propia Eurocup. Estudiantes, Breogán y Baskonia, en la última jornada, serán el resto de equipos que deben pasar todavía por el feudo valenciano, siendo muy factible obtener el pleno asumiendo la dificultad que entraña la visita de los vitorianos, conjunto que pelea por alcanzar la «Final Four» de la Euroliga.

Es como visitante donde el Valencia Basket va a tener sus pruebas más exigentes a priori. Zaragoza, Barcelona y Madrid, por ese orden, dibujan unos desplazamientos duros y complejos de asaltar. El cuadro maño podría presentarse como la presa más sencilla, pero ahora mismo se encuentra en puestos de «playoff» tras un año en el que ha ido a más en el tramo decisivo del campeonato, lo que ofrece indudablemente un escenario difícil de asaltar. El Palau Blaugrana y el WiZink Center cerrarán la fase regular en la Liga Endesa para los «taronja».

El Valencia Basket tendrá su particular reto en estos encuentros de poder, por fin, superar a dos equipos aspirantes firmes a ganar la Euroliga tras caer en los dos choques jugados en la Fonteta al inicio de la campaña. El lema en el vestuario es claro y pasa por competir el máximo y endulzar algo más una temporada en la que el club de la Fonteta ha conseguido levantar un título por tercer año consecutivo tras haber ganado la Liga, Supercopa y esta Eurocup. Todo es posible y la Fonteta se frota las manos con la posibilidad de vivir otra noche mágica.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes