30% DTO ANUAL 24,49€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La pizarra

El Valencia juega con fuego

El equipo de Celades lleva la iniciativa del juego, pero le falta profundidad

El Valencia juega con  fuego

El Valencia juega con fuego

El Valencia se presentaba en un campo muy complicado, como todo el mundo sabía por la eliminación de todo un Atlético de Madrid ante la Cultural Leonesa, que se despide de la Copa del Rey con la cabeza alta. El equipo de Celades sufrió mucho y sólo pudo sellar su clasificación en los penaltis. El Valencia ya está en cuartos de final y eso ahora es lo importante.

Una Cultural rocosa

El Valencia tenía que intentar marcar un gol cuando antes, que diera tranquilidad y que apaciguara el ánimo y la euforia de los jugadores locales. Pero no fue así y el equipo de Celades se mostró bastante lento en sus acciones, con un juego muy previsible, en el que prácticamente no hubo oportunidades claras de gol. El estado del terreno de juego pudo influir también en el desarrollo del juego, pero eso no es óbice para que el Valencia hubiese mostrado una mayor diferencia sobre el campo ante un equipo de Segunda División B.

Un Valencia poco profundo

El Valencia tenía la posesión del balón, el que intentaba moverlo de un lado a otro, pero no encontraba la profundidad necesaria para crear ocasiones para inaugurar el marcador. Jugadores que tienen que dar un paso al frente en estos partidos de Copa y mostrar su calidad en el once titular no acababan de demostrarlo. Vimos a un Correia totalmente desbordado por la banda derecha y con poca profundiad en ataque, también a un Kondogbia que sigue sin ser el Kondgobia de la primera temporada y a un Kang In Lee que tampoco mostró una clarividencia para asistir a sus compañeros de ataque. Ante eso, llegaron los cambios, que mejoraron algo el panorama, con las entradas de Coquelin, Maxi, Gayà y Sobrino. El Valencia era mejor equipo en la elaboración, pero le faltaba acertar.

Jugando con fuego

Las ocasiones brillaban por su ausencia y llegábamos al final del partido. La eliminatoria estaba a un gol y el Valencia jugaba con fuego, porque un gol de la Cultural en los últimos minutos podía dejarlo fuera. Tuvo sus opoortunidades el equipo leonés a poco de acabar el partido y también al inicio de la prórroga, aunque el Valencia, superior físicamente al equipo leonés, también dispuso de ocasiones de gol por mediación de Ferran, sobre todo, y de Sobrino a poco de finalizar la prórroga.

Un Valencia más certero

En el momento definitivo, en los lanzamientos de penalti, el Valenica se mostró como un equipo más certero, con mucha más experiencia. Tuvo una actuación fundamental Jaume, al detener los dos primeros lanzamientos de los jugadores de la Cultural. En definitiva, premio para el Valencia por su clasificación ante un rival que se despide la Copa con las botas puestas, pues estuvo muy cerca de pasar a los cuartos de final. El Valencia estará en el sorteo del viernes para mirar hacia las semifinales.

Compartir el artículo

stats