Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Off the record

¿Para qué sirve Mestalla?

¿Para qué sirve Mestalla?

¿Para qué sirve Mestalla?

Sí. Para qué. Para qué invertir millones de euros en la cantera todas las temporadas si, ante una emergencia inesperada como la grave lesión de Ezequiel Garay, el club se lanza al mercado buscando un parche de rendimiento incierto. Con el agravante de contar con una dirección deportiva que no lleva ni un mes trabajando en la Ciudad Deportiva de Paterna. Anil Murthy se dedica a hablar en vano de La Academia -incluso utilizándola de forma espuria para legitimar el cese de Marcelino García Toral o la salida de Mateu Alemany- y no tiene ni pajolera idea de cómo emplearla. Meriton presume de proyecto en publirreportajes concedidos a medios internacionales y, mientras, hace un mes que Hugo Guillamón (internacional en diferentes categorías inferiores) es libre de firmar con otro equipo porque, ni Jorge López antes ni César Sánchez ahora, se han dignado a llamarle.

Un club que de verdad tuviera filosofía de cantera, que apostara en firme por los jóvenes valores pensando en clave primer equipo (como es el caso del Villarreal, sin ir más lejos) trabajaría en la captación y formación de futbolistas que, en escenarios como el actual, estuvieran preparados para rendir a las órdenes de Celades. Pero aquí vamos a salto de mata. Fichando jugadores que están más cerca de los treinta que de los veinte e importando -supuesto- talento de otros países para un filial que, otro año más, va a sufrir por no bajar a Tercera División. Ahora mismo, con 22 puntos en 23 partidos, el Mestalla disputaría el playoff para evitar el descenso.

Históricamente, el Valencia se ha nutrido de defensas cincelados en la fábrica de Paterna. Y no hablo del fútbol en blanco y negro. No hace falta remontarse a los tiempos gloriosos de Monzó, Manolo Mestre o Ricardo Arias. El equipo que consiguió el doblete en 2004 tenía en plantilla a Javi Garrido y David Navarro. No eran primeras opciones para Rafa Benítez. De hecho, tenían por delante a veteranos muy consolidados como Carboni, Pellegrino o Ayala pero, cuando había lesiones o rotaciones, ahí estaban los dos. Cumpliendo con creces y ayudando al grupo en la conquista de Liga y Copa de la UEFA.

Para situaciones como la que nos (pre)ocupa es importante la cantera, Anil. Pero es lógico que no lo entiendas. Que no comprendas ni una puñetera letra de todo este artículo. Lo vuestro es el beneficio neto y que nadie se salte la cadena de mando. Así os va.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats