La Fundación Trinidad Alfonso seguirá siendo el colaborador principal del Maratón y Medio Maratón Valencia al menos hasta el año 2024, según anunció su presidente, Juan Roig, a la conclusión de la Elite Edition de 2020.

«Vamos a seguir poniéndonos nuevos retos. Hoy quiero anunciar que la Fundación Trinidad Alfonso va a renovar su compromiso con el Maratón de Valencia y lo va a seguir apoyando hasta 2024 como principal colaborador. Dije que me gustaría conseguir el récord del mundo en 2020 y como no ha sido posible seguiremos trabajando cuatro años más juntos para conseguirlo. Estamos muy contentos por todos los récords que hemos batido», anunció.

La Fundación Trinidad Alfonso comenzó su vinculación con ambas pruebas en la edición de 2012, aunque no fue hasta 2014 cuando comenzó a darle nombre como colaborador principal en el caso del Maratón. Desde entonces, su implicación ha ido incrementándose, mejorando los récords de la prueba, al mismo tiempo que el censo de inscritos iba subiendo hasta alcanzar el número de 25.000 en la pasada edición del Maratón y de 17.500, en el del Medio Maratón.

Roig destacó el éxito del récord del Mundo de Medio Maratón conseguido ayer, así como los récords de la prueba de Maratón, tanto en categoría masculina como femenina; junto a la satisfacción que ha supuesto organizar unas carreras de este nivel en la difícil situación actual debido a la pandemia.

«El poder disputar este evento ya era importante. Lograr este récord un año más es otro hito para Valencia, que demuestra una vez más que es la ciudad del running y que sabemos organizar eventos de grandísimo nivel. Nos hemos reinventado para mantener la actividad y que València siga estando en el mapa», indicó.

«Es un honor y un orgullo que en Valencia se haya vivido este ambiente. La gente ha estado muy conectada, se han comportado de forma responsable, como se incidió desde la organización, pero en las redes sociales y los mensajes demuestran que todo el mundo ha estado muy conectado a lo que ocurría aquí» explicó Juan Roig tras la finalización de la prueba, además de transmitirle la «enhorabuena a Correcaminos, que otra vez ha demostrado que en València y en España sabemos organizar eventos y hacerlo muy bien».

Paco Borao, director de la prueba, quiso agradecer «este apoyo a la Fundación Trinidad Alfonso. Esto es para Valencia y es muy necesario. La repercusión mundial que ha tenido la ciudad en el día de hoy es espectacular».

Ciudad sin público

La ciudad del running, amaneció prácticamente desierta este domingo, no solo por el frío. Los miles de aficionados, fallas y asociaciones que año tras año salen a animar a los corredores del Maratón se quedaron en casa, como venía pidiendo la organización desde hace semanas, para hacer un #MaratónResponsable ante la situación sanitaria derivada por la COVID-19, que impide eventos deportivos con público hasta el 9 de diciembre.

Así, se dio la salida a un Medio Maratón y a un Maratón casi a puerta cerrada, como la zona de llegada, vetada a cualquiera que no fuera atleta, organizador, prensa y otros acreditados, muchos menos de los habituales. Y por las calles, solo policías, voluntarios, escasos familiares de los atletas, y algún que otro runner quizá realizando el 4.0 Maratón Valencia Virtual que idearon los organizadores desde el día 3 hasta la noche de ayer.

Así pues, el público valenciano vio la carrera por televisión (fue retrnsmitida por ´À Punt y por Teledeporte) y desde los balcones quienes tenían el privilegio de ver pasar la línea azul y la naranja desde sus casas.

Unos balcones, por cierto, en los que muchos colgaron camisetas de ediciones pasadas del maratón, una iniciativa pensada desde el Maratón València para vestir este peculiar 40 aniversario.