El Atlético Levante UD cayó derrotado en un polémico encuentro en el campo de El Regit frente al Atzeneta d’Albaida. Y se enturbió cuando el colegiado dio por válido el primer tanto de los locales y, al menos al parecer del equipo de Alessio Lisci, no estuvo tan claro que la pelota llegase a atravesar la línea de portería. Los de Albelda lograron ampliar diferencias tras quedarse en superioridad numérica por una roja directa al portero Pablo Picón y, ya en la segunda mitad, era Álex Chico el que ponía la sentencia a los levantinistas. Ahora toca descanso en el campeonato y a pensar en el derbi frente al Valencia Mestalla de dentro de un par de semanas.

Parecían tener más empuje los locales en los primeros compases y de hecho eran los primeros en acercarse a las inmediaciones del área contraria. Javi García, partiendo desde el vértice del área, lo intentaba de forma tímida y Picón no tenía problema para despejar el peligro, lo mismo que el cancerbero Lucas para atrapar un cabezazo bastante forzado de Diana en el otro lado del campo. Nemesio, por el bando anfitrión, y Sevikyan iban a gozar de sendas oportunidades pero nunca con la claridad suficiente como para augurar movimientos en el marcador… hasta que se atravesó la media hora del partido. El Atzeneta UE logró adelantase gracias a un centro-chut de Javi García que el arquero azulgrana despejó en la línea de gol pero el árbitro interpretó que lo hizo dentro de su propio marco, concediendo el 1-0, algo muy protestado por los levantinistas. Tanto que el juez de la contienda expulsó al propio Picón.

Poco después, sería Paco Aguza con la testa el que ampliaría distancias para los de David Albelda, un 2-0 que imperaría en el luminoso cuando los equipos se dirigieron a los vestuarios. El encuentro, tras la reanudación, tomó el mismo márchamo con un Atzeneta UE muy crecido por su superioridad numérica y por la oportunidad de rematar al Atlético Levante UD, que es penúltimo, con 13 puntos, sólo 2 más que el colista, el Mestalla. El Atzeneta es quinto.