Las primeras rondas de la Copa del Rey son fechas marcadas en rojo para los jugadores de la cantera que asoman la cabeza al primer equipo. El próximo jueves, salvo sorpresa mayúscula, será César Tárrega el primer jugador del filial en debutar con el Valencia CF en partido oficial en la ‘era Bordalás’ y tras él hay otros futbolistas con opciones de entrar en la lista de convocados a juzgar por el buen poso que dejaron en pretemporada y porque han entrenado con los ‘mayores’ a lo largo de la temporada. Ningún jugador del Valencia Mestalla se ha estrenado todavía, pero suelen ser las fechas coperas las que traen consigo los debuts oficiales de canteranos.

La presencia del espigado central valenciano es la que parece más clara. El técnico pidió que no jugase en el filial este fin de semana en el duelo contra el Athletic Torrellano y la baja de Mouctar Diakhaby para el partido contra el Celta de Vigo le convierten en una opción para el duelo de Liga del próximo domingo, por lo que su participación copera es un buen termómetro para medir su nivel al lado de jugadores del primer equipo. Tárrega es un central fuerte, contundente y que utiliza muy bien el cuerpo para superar a los atacantes. Gusta al entrenador y ya ha entrado en varias convocatorias, pero sin tener la suerte de efectuar su debut.

Además del central, la citación podría albergar la presencia de algunos canteranos más dependiendo de las necesidades de la plantilla. Uno de los casos más claros era el de Hugo González, jugador más determinante del filial en lo que va de temporada, pero que no podrá viajar por lesión. En banda, no obstante, sí está disponible un Fran Pérez que viene de marcar con el Mestalla y que dispuso de minutos en los amistosos de verano. El extremo destaca por su verticalidad y buen uno contra uno. El hijo de Rufete, con contrato hasta 2023, es uno de los canteranos con más proyección y a sus 19 años empieza a llamar a la puerta de Bordalás.

Unos metros más atrás está Joseda Menargues, el jugador de la Academia que más minutos dispuso en toda la pretemporada. Bordalás lo utilizó principalmente en el lateral diestro -su demarcación natural- pero también echó una mano a pierna cambiada e incluso en el centro del campo. El futbolista murciano destaca por su intensidad y fortaleza defensiva, es un lateral aguerrido y que el curso pasado fue posiblemente el mejor jugador del Mestalla. En principio está por detrás de Cristiano Piccini el jueves, pero es un jugador muy del estilo del entrenador y a pesar de que está preparado para dar el salto de categoría desde verano, se quedó en el filial en Tercera RFEF para vivir cerca de la primera plantilla.

Por último, en el centro del campo un jugador que está creciendo con el paso de los partidos y que también participó en pretemporada con Bordalás es Pedro Alemañ, que destaca por su polivalencia, buen trato de balón y ofrece múltiples alternativas en una posición poco poblada. El centrocampista ilicitano puede jugar tanto de ‘8’ como de ‘10’ e incluso acostado a una banda y sus principales características son la visión de juego, golpeo desde media distancia y capacidad para filtrar pases entre líneas. Con Angulo ha ganado presencia y es quizás la alternativa más sólida del filial para cubrir vacantes en la medular.

Una categoría más

Tirar de la cantera es un riesgo relativamente bajo en esta primera eliminatoria. Los jugadores del Valencia Mestalla militan en Tercera RFEF, una categoría por encima de la Regional Preferente, en la que juega -y domina- el Utrillas. A pesar de que los futbolistas del filial juegan sus partidos como local en el césped natural del Antonio Puchades, este curso se han acostumbrado a jugar en campos de hierba artificial en todas sus salidas fuera de casa y algunos de ellos eran juveniles hace menos de un año, por lo que la superficie no les será un problema. Además de ello, el césped artificial del campo municipal de Utrillas es bastante nuevo y de los de más calidad de la zona de Aragón. Las condiciones climatológicas serán un escollo algo mayor.