La Liga Femenina Endesa se le pone cuesta arriba al Valencia Basket con su derrota en el primer partido de la final por 55-44 ante el Perfumerías Avenida. Pero casi más que la derrota, fue la mala imagen de las taronja lo que dolió más de cara a creer en la remontada, que pasa ahora por ganar el jueves en La Fonteta para poder jugarse el título el domingo.

Burgos sorprendió de inicio dejando en el banquillo a Rebecca Allen y con Lorena Segura en el quinteto junto a Ouviña, Queralt, Trahan-Davis y Gülich. Sin la australiana, las taronja comenzaron mandando en el partido, con puntos de Celeste, Segura y Queralt y, con una buena defensa, dificultaban que el talento local se dejara ver en el marcador.

Aún así, las de Roberto Íñiguez lograron ponerse por delante a los siete minutos de partido tras un triple de Katie Lou Samuelson, al que siguió otro de su hermana Karlie y un sorprendente parcial de 10-0, con canastas de Copper, Fasoula y Cazorla. Solo Itziar Germán, tras un rebote en un triple, logró anotar por las taronja antes del final del primer cuarto, al que se llegó 20-10 tras una última acción de Leo Rodríguez.

Pese a la superioridad taronja en el rebote, las locales compartían mejor el balón y empezaban a hacer daño desde la línea de 6,75 ante un Valencia BC que no logró anotar ningún triple en la primera parte.

Fasoula aumentaba la diferencia en la vuelta a la pista, pero las taronja empezaban a recortar poco a poco en el marcador desde la línea de tiros libres, a pesar de fallar varios lanzamientos que complicaron acercar la remontada. Solo Allen y Ouviña anotaban en jugada en un Valencia BC espeso y que, sin tiro exterior, necesitaba sumar de uno en uno para meterse en un partido que llegó al descanso 31-23.

Copper volvía a poner a las locales a diez (33-23) e instantes después, aprovechó dos pérdidas de las taronja para poner el 37-24. Una ventaja que aumentó hasta el 41-26 tras una canasta de Leo Rodríguez. Rebecca Allen, desacertada en el tiro, veía la cuarta falta a falta de tres minutos para el final del tercer cuarto y todo parecía perdido, pero las técnicas y la expulsión a Roberto Íñiguez pareció despertar a las de Rubén Burgos, que anotaron nueve puntos consecutivos desde la línea de tiros libres por medio de Allen ‑antes de irse al banquillo, Gülich, Carrera y Leti Romero. El 44-38 invitaba a soñar ya en la remontada, con diez minutos por delante y más dudas en las locales, que dependían en exceso de Copper, la reciente MVP de la Euroliga.

A solo seis puntos y a pesar de los pésimos porcentajes de acierto en el tiro, las taronja tenían una oportunidad de remontar y encarrilar la final para decidir en La Fonteta, pero en el momento más necesario, las taronja se bloquearon, Allen cometía la quinta falta, Burgos recibía una técnica y las locales, sin hacer nada especial, se fueron hasta un +13 que dejó en imposible la remontada, poniendo el 51-38 tras una canasta de Hof.

Casi siete minutos tardó el Valencia BC en anotar en el último cuarto, por medio de Ouviña. Las locales tampoco anotaban con facilidad y Salvadores puso el 51-42, Pero solo Gülich volvió a anotar desde la línea de tiros libres para acabar perdiendo 55-44, con un 22% de acierto en tiros de campo (13-59) y un inverosímil 0 de 14 en triples.