Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Tribuna

Ante el reto del cambio climático

E l calentamiento global es un hecho constatado. Existe una clara correlación, a partir de la década de los 50, entre el aumento de las emisiones de CO2 y el aumento de la temperatura media de la atmósfera.

A lo largo de la historia se han detectado subidas de la temperatura, durante el pleistoceno la temperatura de la atmósfera se elevó 4º C en un periodo de 50.000 años, pero únicamente hablamos de cambio climático cuando esa subida se produce de forma súbita (en los últimos 40 años la temperatura se ha incrementado 1º C).

Este calentamiento global ha provocado una disminución de los glaciares y el consecuente aumento del nivel de mar. En el caso del mar Mediterráneo el sistema de boyas de Puertos del Estado ya está midiendo una subida media del nivel del mar cercana a los 10 cm comparada con el nivel de 1996.

A corto plazo, el cambio climático provocará un aumento de los fenómenos meteorológicos que hasta ahora eran poco habituales o incluso algunos variarán su intensidad. Sirva como ejemplo la nevada que dejó Filomena en Madrid, los daños causados por el temporal Gloria o los efectos que la marea meteorológica está teniendo en la erosión de la línea de costa. Si bien es muy pronto para asociar estos acontecimientos al cambio climático, las predicciones muestran un claro aumento de este tipo de fenómenos meteorológicos.

Estrategias eficaces

En este contexto, los puertos consideran cada vez más urgente el implementar estrategias eficaces de adaptación al cambio climático, ya que este podría desencadenar condiciones ambientales extremas, que podrían provocar el cierre total o parcial de algunos de ellos, dependiendo de su ubicación. La industria, los centros de distribución de mercancías, los productores y finalmente los consumidores, se verían ampliamente afectados.

El desarrollo de una estrategia efectiva pasa por disponer de herramientas que permitan una comprensión profunda de los impactos del cambio climático a escala local frente a los modelos actuales que, por su globalidad y amplio rango temporal, no son eficaces para la toma de decisiones.

La Autoridad Portuaria de Valencia, la Fundación Valenciaport, Puertos del Estado y la Fundación para la Investigación del Clima trabajan conjuntamente en el desarrollo de modelos de predicción de los efectos del cambio climático analizando las vulnerabilidades de los puertos de València, Sagunt y Gandia frente a los impactos del mismo.

El objetivo fundamental es disponer de medidas de adaptación de los puertos y resto de la cadena logística de manera que se garantice que se mantienen operativos al menos al 80% en caso de que se produzca cualquier fenómeno climático extremo.

Compartir el artículo

stats