Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

CaixaBank es el único banco que presenta oferta para los cajeros en zonas de interior

Las otras cinco firmas que optan a gestionar las 135 terminales que saca a concurso la Generalitat son una caja rural y cuatro entidades no financieras

Ofibus de Bankia en Algimia de Alfara en 2014. | DANI TORTAJADA

La Generalitat ha recibido finalmente seis ofertas para optar al concurso con el que pretende reducir la exclusión financiera en las zonas de interior de la Comunitat Valenciana con la instalación de cajeros automáticos en poblaciones que carecen de oficinas bancarias, según las diversas fuentes consultadas por este diario. De las seis entidades interesadas, solo una, CaixaBank, es un banco. Hay una cooperativa de crédito: Eurocaja Rural, la antigua Caja Rural de Castilla-La Mancha, que tiene sede en Toledo y presencia, además, en Madrid, Ávila y la Comunitat Valenciana. Las otras cuatro firmas son empresas no financieras. Se trata de Euronet y Cartronic, cuyas identidades ya habían trascendido, así como de Prosegur y Euromatic. Cajamar, entidad cooperativa con sede en Almería y cabecera de un grupo del que forman parte dos decenas de rurales valencianas, mantuvo conversaciones sobre esta cuestión con la dirección general de la Agenda Avant, el departamento de la Generalitat dedicado a la lucha contra el despoblamiento, pero finalmente no ha presentado ninguna oferta.

Las citadas fuentes indicaron ayer a este diario que la comisión técnica de evaluación de la administración autonómica se reunirá el próximo 24 de mayo para analizar las ofertas y ver qué proponen las firmas interesadas, que pueden optar a los cuatro lotes que salen a concurso o a solo a alguno de ellos. La iniciativa está dotada con 7,5 millones de euros y tiene una duración inicial de cuatro años.

El objetivo de la Generalitat es instalar 135 cajeros automáticos en 123 localidades de la Comunitat Valenciana que carecen de sucursales financieras. Dichas poblaciones han sido divididas en cuatro zonas. Una de ellas abarca el norte de Alicante y el sur de Valencia, otro corresponde al interior de esta última provincia y las dos restantes incluyen a los numerosos pueblos de Castelló que se encuentran en esta situación de exclusión.

La presentación de las seis ofertas garantiza que la convocatoria no quedará desierta, una opción que estuvo encima de la mesa ante el desinterés inicial de las entidades financieras. El pasado febrero, el Consell aprobó un nuevo decreto que incluye algunas de las sugerencias realizadas por bancos y cooperativas en la primera convocatoria y la posibilidad de que se presenten entidades no financieras que finalmente ha posibilitado el interés de seis firmas. CaixaBank es la clara favorita. Además de su tradicional presencia como única entidad en muchos municipios, el banco acaba de absorber Bankia, que tiene un ofibus que da servicio a 70 poblaciones valencianas sin sucursal.

Compartir el artículo

stats