Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El precio de los pisos sube un 18% en la periferia de València

La obra nueva descontrola los costes de la vivienda en Campanar, Benimaclet y Alfahuir

Rascacielo diseñado Bofill en Corts Valencianes, ayer. | F. CALABUIG

El precio de los pisos se ha desbocado en los barrios en desarrollo de la periferia de València en el último año. La presión de la obra nueva ha elevado los costes de la vivienda un 18,1 % en Benimaclet, un 18,2 % en Campanar, un 22,8 % en Poblados del Oeste (Benimàmet y Beniferri) y un 23,6 % en Rascanya (avenida de Alfahuir), según revela un informe de la tasadora Tinsa. La subida media en la capital del Túria en los últimos 12 meses ha sido de un 6,2 % y los tasadores advierten de que se va a mantener el incremento por la falta de oferta.

El estudio incide en que la demanda de vivienda está por encima de los niveles prepandemia. La vivienda se está encareciendo con mayor intensidad en las capitales (en Alicante ha subido un 7,6 % y en Castelló un 6,2 %). En la provincia de Valencia los precios han aumentado un 5 % y en el conjunto de la Comunitat Valenciana un 3,3 %.

«Los valores muestran una tendencia de incremento de precios enmarcada en un contexto de inflación al alza. La demanda supera los niveles de actividad de 2019 frente a una oferta que se mantiene por debajo de la de ese año. Ese escenario, combinado con una política de tipos de interés reducidos, liquidez y bolsas de ahorro disponibles, así como el incremento de la confianza consumidora y la contención del desempleo sostienen el ritmo de actividad y abren la posibilidad a tensionamientos de precio», explica Andrea de la Hoz, analista senior del Servicio de Estudios de Tinsa. La tasadora insiste en que la previsión para los próximos meses es que se mantenga la tendencia alcista de los precios. Entre los factores que inciden en la espiral alcista están el crecimiento limitado de proyectos nuevos, el incremento de los costes de construcción y la incorporación progresiva de nuevos perfiles de compradores que se unen al interés inversor en un escenario de bajos tipos de interés. A pesar del alza, los precios todavía están en la capital del Túria un 37,4 % por debajo de los registrados durante la burbuja inmobiliaria.

Las ventas a británicos caen un 38 % en dos años

Las ventas de viviendas a británicos han caído un 38 % en los dos últimos años en la Comunitat, según la última estadística del Colegio Notarial de Valencia. Los ciudadanos del Reino Unidos son el principal mercado del sector inmobiliario extranjero de la Comunitat, pero el brexit y la pandemia lo están lastrando. Los datos revelan que el año pasado adquirieron 3.412 viviendas en la Comunitat frente a 4.819 en 2019 (un 28 % menos) y 5.567 en 2018 (un 38 % menos). La mayoría de las ventas son en la Costa Blanca (2.994 en 2020). Los extranjeros que más casas compraron en València en el segundo trimestre fueron los italianos (145), seguidos de franceses (84), alemanes (66) y chinos (66).

Compartir el artículo

stats