Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La valenciana Silicon Valen producirá placas solares a partir de arena de playa

La firma que lidera Marcos J. Lacruz comenzará a vender paneles fotovoltaicos en 2023

Marcos J. Lacruz, esta mañana en la playa de la Malvarrosa. Ramón Ferrando

La empresa valenciana Silicon Valen producirá placas solares a partir de arena de playa. La compañía, que lidera Marcos J. Lacruz, empezará a vender paneles fotovoltaicos en 2023. La compañía no va a extraer directamente la arena de playa sino que va a comprar silicio metalúrgico (producido fundamentalmente con arena de playa) y lo va a transformar tras un complicado proceso industrial en silicio de grado solar.

Como adelantó este periódico el 9 de mayo, un grupo empresarial liderado por el presidente de la patronal valenciana de renovables, Marcos J. Lacruz, promueve una fábrica de paneles solares para acabar con la dependencia de las importaciones de China. Los empresarios han constituido la empresa Silicon Valen con el objetivo de empezar a ensamblar las placas en un año y trabajan para desarrollar a medio plazo todo el ciclo de producción de silicio en cuatro fábricas. 

Las tecnologías actuales permiten obtener silicio de grado metalúrgico a partir de la arena de las playas. Muchas empresas procesan ese material para su posterior uso industrial. Pero la firma valenciana Silicon Valen ha dado un paso más y va a enriquecer al máximo ese silicio al darle un 99,9 % de pureza y transformarlo en el denominado silicio de grado solar, la materia prima indispensable para generar energía fotovoltaica. 

Silicon Valen empezará a producir y pondrá en marcha la primera fábrica de paneles solares de España entre 2023, rompiendo así con la dependencia de China

decoration

Ese silicio solar se compacta y se convierte en lingotes. Estos se cortan en miles de obleas y con ellas se obtienen las células fotovoltaicas que integran después las placas y módulos solares. Silicon Valen empezará a producir y pondrá en marcha la primera fábrica de paneles solares de España entre 2023, rompiendo así con la dependencia de China, que lidera el mercado. La empresa valenciana integrará en su proceso todas las fases de producción, desde el tratamiento del silicio hasta la fabricación de paneles. Marcos Lacruz precisó que en un primer momento van a ensamblar las placas (año 2023) y después cubrirán el ciclo completo (año 2025).

Subvención del Consell

El pasado mes de julio, Silicon Valen fue uno de los tres proyectos estratégicos seleccionados por la Generalitat Valenciana para recibir una subvención de 362.215 euros en el marco del Pla Estratègic de la Indústria Valenciana, destinado al impulso de proyectos industriales estratégicos en la Comunitat.

La industria de semiconductores también se verá beneficiada por este proceso de tratamiento del silicio, ya que este material se emplea en la fabricación de microchips para uso industrial. Según Marcos J. Lacruz, para fabricar una placa fotovoltaica estándar de dos metros de ancho por un metro de alto son necesarios 3,5 kilos de arena de playa. Este proceso ofrece, además, una elevada capacidad de reciclado y no genera residuos contaminantes. 

La iniciativa está alineada con las políticas energéticas del Consell, cuyo objetivo es alcanzar una potencia instalada de energías renovables en la Comunitat Valenciana de 10.000 megavatios en 2030. 

Compartir el artículo

stats