La ministra de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Raquel Sánchez, avanzó ayer que «se podría alargar» la bonificación del Gobierno de 20 céntimos por litro de carburante más allá del 31 de diciembre, y concretó que cuando llegue esa fecha analizarán cómo está funcionando la medida y decidirán si prorrogarla o reconvertirla. En una entrevista ayer en RAC1 , Sánchez también se refirió a la propuesta del Servei Català de Trànsit (SCT) de reducir la velocidad de circulación en algunos tramos de la AP-7. A este respecto, la ministra sostuvo que no les ha llegado oficialmente esta propuesta, pero se abrió a analizarla y estudiarla «si puede ser útil para mejorar la capacidad de la vía».

Porotro lado, cuatro años después de comprometerse a no renovar la concesión de los peajes que terminaran y cerca del primer aniversario de gratuidad de autopistas como la AP7, el Gobierno sigue sin tener claro cómo costear el mantenimiento de las carreteras españolas. Así lo planteó ayer Sánchez, en otra entrevista, esta en Catalunya Radio, en la que aseguró que recuperar este modelo no es una opción, pero también reconoció que, pese a que el debate está abierto desde hace meses, aún no se ha definido una alternativa.

«Tenemos que articular un sistema para garantizar el buen funcionamiento de las carreteras», introdujo la titular del departamento, hablando de un modelo que, según sus criterios y como se viene apuntando hace tiempo, tiene que permitir mantener y financiar las autopistas, siendo «justo», «equilibrado», y estando en línea con las estrategias de Europa.

Peaje

Sánchez solo señaló directamente como ejemplo la viñeta o el pago por uso, pero no dio más pistas al respecto. «Se está analizando. Tiene que ser un modelo que tenga el apoyo y consenso de las administración implicadas y de los sectores más afectados, y que tenga en cuenta la diversidad de nuestro territorio», dijo.