Ford garantiza hasta 700 prejubilaciones en el ERE con la rebaja a 55 años

La multinacional añade 20.000 euros extra a la indemnización para impulsar antes del 30 de junio las más de 400 salidas de empleados más jóvenes necesarias en Almussafes

Salida de trabajadores de Ford Almussafes, la pasada semana.

Salida de trabajadores de Ford Almussafes, la pasada semana. / German Caballero

Juanma Vázquez

Juanma Vázquez

Ford lanzó ayer su primera propuesta para lograr un acuerdo en el expediente de regulación de empleo (ERE) que ha planteado en la factoría de Almussafes camino a la electrificación, una propuesta de gran similitud a la que sirvió para acordar el proceso del año 2021. En una nueva reunión, la sexta, entre representantes de la empresa y los sindicatos, la multinacional decidió rebajar a 55 años -uno menos que los 56 que defendía hasta ahora- la edad a partir de la cual permitir las prejubilaciones en la fábrica, una decisión que según ha podido saber este diario eleva hasta aproximadamente 700 los trabajadores que podrían abandonar la planta mediante este mecanismo.

No en vano, de consumarse todas ellas, dejaría en poco más de 400 las bajas incentivadas necesarias entre los empleados más jóvenes para llegar a las 1.140 en las que se cifra el ERE, un registro al que la firma del óvalo pretende llegar con una bonificación. En concreto, ha propuesto un extra de 20.000 euros a cada persona con 54 años o menos que se sume a este proceso de salida voluntaria antes del 30 de junio.

Esa cantidad se sumaría a las indemnizaciones propuestas, que ascienden a 45 días por año trabajado con un máximo de 42 mensualidades de salario bruto -o lo que es lo mismo, tres años y medio- y va en la línea de resolver el expediente antes de verano como ha venido reclamando la compañía desde que diera a conocer el ERE. Este, que afecta especialmente a la parte de fabricación (960 bajas) frente a la de motores (140), está justificado en buena parte -según la marca- en la reducción importante de la carga de trabajo derivada de la desaparición del S-Max y Galaxy, dos de los cuatro modelos que tenía hasta ayer, último día del mes marzo, en sus líneas de fabricación. Ahora la furgoneta Transit y, especialmente, el Kuga son los dos únicos 'supervivientes' en la factoría.

Producción de vehículos en Ford Almussafes, el pasado verano.

Producción de vehículos en Ford Almussafes, el pasado verano. / Miguel Angel Montesinos

Insuficiente para los sindicatos

Sin embargo, este escenario sigue sin convencer en esta ocasión a los sindicatos. Mientras que para STM-Intersindical supone "una mejora de expedientes anteriores" que no cumple con todas las solicitudes que han realizado, la central mayoritaria (UGT) reconoció que la propuesta "en otro escenario sería una buena oferta", pero actualmente "no existe en la fábrica el volumen necesario de compañeros y compañeras mayores de 55 años que pudieran garantizar un porcentaje suficiente en la cantidad de voluntariedades para acogerse al plan" y eso "dejaría demasiado margen para cubrirse" con trabajadores jóvenes.

Por eso, el sindicato ugetista insistió en abrir "el abanico a futuribles candidatos con 54 y 53 años" con el fin de evitar "un posible conflicto" y un "escenario incierto". Además, pidió "ampliar la propuesta de solución" si lo que se busca es "alcanzar un acuerdo antes de las vacaciones de Semana Santa" y, ante ello, será el próximo lunes a las 10 horas cuando se producirá una nueva reunión entre empresa y sindicatos para seguir avanzando en la negociación. 

Suscríbete para seguir leyendo