Suscríbete Levante-EMV

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El turrón amarga la Navidad al campo

El aumento del precio del típico dulce navideño contrasta con la baja cotización de la almendra y la miel en origen

El turrón amarga la Navidad al campo

El turrón sube por Navidad, pero los productores de miel y almendras no lo notan. Tras unas campañas ciertamente catastróficas en el citado sector de los frutos secos y en la actividad apícola llama la atención el incremento del precio de venta al público de los turrones a pesar de la debacle de las cotizaciones en origen de sus principales materias primas. Sin duda, los efectos de las olas de calor y la sequía han castigado de lleno a los productores de almendras y muchos agricultores renunciaron a cosechar ante la subida de costes y buscaron alternativas como el uso de la cáscara para biocombustibles.

En la imagen superior, un productor de almendras muestra los efectos de la sequía. |Juani Ruz. Abajo, apicultores de Castelló. |EMV

El Ministerio de Agricultura acaba de confirmar que la caída de producción de almendra ha sido de casi un tercio respecto a la temporada anterior, que también fue más corta de lo habitual. Desde las asociaciones son aún más pesimistas y ya con la campaña casi concluida calculan que la producción se hundirá más de la mitad. En algunas autonomías, como en Cataluña o la Comunitat Valenciana, la situación es aún más grave, con una caída de la producción que ronda el 90%.

El turrón amarga la Navidad al campo

De hecho, las estimaciones de la Unió de Llauradors prevén un descenso en la cosecha de almendras superior al 50% en el conjunto de la C. Valenciana, aunque en la provincia de Alicante o en la de Valencia se situará muy próximo al 60%, lo que supondrá una merma de ingresos de 17 millones. Esta bajada productiva sigue los pasos de la cosecha estatal, que podría bajar de media un 70%.

Mientras, la especulación y los precios benefician al negocio industrial turronero. El responsable de frutos secos de la Unió Llauradora, Ricardo Beltrán, no encuentra ninguna explicación comercial para esta situación. Y resalta la evidencia de lo que la organización viene denunciando hace tiempo como es la «gran especulación» que llevan a cabo algunos agentes que intervienen en la cadena alimentaria.

Apicultores

La Unió Llauradora también denuncia que los apicultores concluyen una campaña muy negativa debido a los problemas climatológicos, al aumento de los costes de producción y a los ataques de un ave migratoria como el abejaruco, que todos unidos han provocado una merma del 70% en la cosecha de miel. Así, la cosecha de miel de romero se vio afectada por las intensas lluvias de primavera, por lo que muchos apicultores no pudieron realizar ningún corte de esta miel monofloral tan demandada por el consumidor. Y en verano la situación no mejoró porque el calor extremo de estos meses atrás afectó a la floración del tomillo, secando las plantas, impidiendo la producción de néctar y polen, imprescindibles para la producción de miel.

Impacto en el turrón

Ante ese panorama, los productores de almendra y miel, con caídas de precios del 8% y el 7%, respectivamente, no están participando del incremento del precio del turrón en España, que aumenta en un 10% respecto al año pasado en las estanterías de los comercios tradicionales y supermercados. Además, la normativa no obliga a detallar en envase el país de origen de las materias primas.

«Podemos encontrarnos con turrones que aparentemente pueden parecer 100% españoles y que en realidad hayan utilizado miel china y almendras de Estados Unidos en su elaboración», explica Javier Fatás, responsable de la comisión ejecutiva de la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG). Esta organización agraria reclama a las grandes industrias turroneras una apuesta decidida por el producto nacional y una remuneración justa a los agricultores y apicultores españoles.

La COAG considera que la compra de turrón para estas fechas navideñas no está beneficiando a los productores de miel y almendras en España. Mientras las grandes empresas turroneras vienen asegurando que han encarecido sus productos este incremento no se está viendo repercutido en las cotizaciones en el el campo.

Los precios en origen de la almendra se sitúan entre un 6 % y un 10% menos que la campaña anterior, según las principales lonjas, para la variedad comuna y entre un 2 % y un 5% menos si se analiza el conjunto de las principales variedades. Por ejemplo, mientras que en la variedad comuna nos encontrábamos con precios entre los 3,85 y los 4,05€/kg en la campaña pasada, en lo que llevamos de la actual las cotizaciones se sitúan entre los 3,5 y los 3,8 €/kg. 

Por su parte, los precios ofertados por la miel española este otoño son entre un 6 % y un 8% inferiores a los precios pagados en la campaña anterior, si bien la práctica totalidad de la miel producida durante la campaña 2021-2022 está a día de hoy en los almacenes de apicultores y cooperativas ya que no está habiendo operaciones comerciales. «Esta paralización del mercado se debe a que la industria española ha importado en lo que llevamos de año 2022 más toneladas de miel que nunca antes en la serie histórica», destaca Fatás. 

Importaciones de Estados Unidos

En el caso de la almendra, es necesario hacer mención a que España importó en la campaña 2021/22 cerca de las 120.000 toneladas de este producto, cifra muy superior al máximo productivo que se ha alcanzado en nuestro país (95.000 tn en 2020), principalmente procedentes de Estados Unidos, y que sirven para abastecer a nuestra industria de transformación, así como para ser reexportadas a otros países, principalmente de la UE.  

COAG propone que «se ponga coto a la especulación en los mercados de estos productos» y que se remuneren adecuadamente las producciones, especialmente teniendo en cuenta el espectacular incremento de los costes de producción en el campo (+40%) y la caída de las producciones de miel y almendra en el último año. Además, reclama a las grandes empresas turroneras una apuesta decidida por el producto nacional.

Por otro lado, exige al Gobierno central y a las autonomías un «etiquetado obligatorio del origen de todas las materias primas» que componen turrones y otros productos típicos de la Navidad.

Compartir el artículo

stats