Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Innovación y empresa

Películas interactivas para todos los públicos

PlayFilm desarrolla un software que abarata hasta un 75 % la producción de contenidos audiovisuales interactivos

Así funcionará PlayFilm

Así funcionará PlayFilm emv

«Imagina una película de James Bond en la que se sube en un coche para perseguir al malo, y en ese momento, el espectador pasa a conducir, como si fuese un videojuego de coches, e interactúa en primera persona». Con este ejemplo es que con el que Rafa Navarro, un joven emprendedor técnico superior en Imagen y Sonido, se está acostumbrado a explicar a tirios y troyanos qué es PlayFilm y porqué ha sido seleccionada junto a otros 19 proyectos en la segunda edición de Lanzadera, la plataforma de apoyo a nuevos empresarios de Juan Roig. «Con la irrupción de las tabletas y los smartphones nos dimos cuenta de que las cosas estaban cambiando; las pantallas con interactivas. Si la ventana cambia también tiene que cambiar el contenido», dice.

Con esta filosofía, Navarro y su socia Raquel Valero, una licenciada en Historia del Arte a la que la vida ha enfocado hacia la gestión empresarial, se han propuesto lanzar al mercado un software capaz de generar películas interactivas. El proyecto se llama PlayFilm y se orienta hacia dos líneas de negocio, el del ocio dirigido al espectador, y el de la publicidad.

Navarro y Valero han encargado al Instituto de la Imagen (Aido) el desarrollo del software. La idea es generar un programa de edición que optimiza la producción de contenidos audivisuales interactivos dirigida a profesionales de la publicidad y a la producción audiovisual. Se trata de que el espectador forme parte de la película que está viendo, tomando decisiones e interactuando con las imágenes.

El rasgo diferencial del proyecto es que abarata el proceso de producción de contenido interactivo y lo hace mucho más accesible. «PlayFilm permite introducir interacciones sin tener que recurrir a desarrolladores o programadores informáticos». En realidad, el proyecto busca ofrecer un producto similar a las aplicaciones de plantillas para web, blogs o montajes de vídeos pero proporcionando las opciones interactivas. «Podemos reducir los costes y los tiempos de producción hasta en un 75 %. Es una tecnología pensada para sacarle todo el partido a Internet como medio de difusión audiovisual», afirman sus promotores. Se trata de una plataforma empaquetada y lista para que el desarrollo completo de cualquier contenido interactivo esté en manos de los expertos en contar historias audiovisuales, principalmente agencias de publicidad y productores audiovisuales.

Navarro y Valero han desarrollado ya una demo jugable. Para octubre tienen previsto poner en funcionamiento su primera película también jugable. Para esto cuentan con el respaldo de una conocida marca de refrescos y de otra multinacional de la tecnología audivisual.

La segunda pata del plan de negocio es ser capaces de licenciar el programa de edición y venderlo a profesionales. Este podría estar listo para final de este año, según la planificación que han hecho los promotores de PlayFilm. «La buena noticia es que el mercado está respondiendo bien. Hay muchos interesados. Tenemos un piloto y estamos en contacto con las marcas», explica Rafael Navarro. No obstante, su idea es que al final el producto sea adquirido por los profesionales y sean ellos quienes los empleen en generar contenidos publicitarios interactivos para los clientes. Por supuesto, el sector del automóvil es uno de los que mayor potencial puede encontrar en PlayFilm.

Experiencia previa

Raquel Valero y Rafa Navarro no son dos novatos en el mundo de la publicidad y la producción audiovisual. Con sus proyectos por separado y conjuntos han dado empleo a más de 100 profesionales del sector en España. Entre sus clientes destacan Coca-Cola, Black Berry, Ayuda en Acción, Canal +, A3 Media, Mediaset, Sony Warner. Ambos desarrollaron una de las primeras Web TV de España, SesiónGolfa.com, donde ya plantearon series web ideadas para marcas. El proyecto terminó formando parte del ecosistema Nikodemo.tv con una audiencia que superaba los dos millones de usuarios. Ahora han aparcado sus otros negocios para centrarse en el desarrollo de PlayFilm, con la intención de comercializar 100 licencias el año que viene y expandirse a otro países de Europa y a América.

Compartir el artículo

stats