Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los riesgos de la precariedad y la alta exigencia laboral

un estudio de la CE identifica los riesgos psicosociales de las pymes: la precariedad, la inestabilidad y las altas exigencias laborales

Un proyecto europeo ha revelado que la precariedad, la inestabilidad y las altas exigencias laborales actuales se encuentran entre los riesgos psicosociales «emergentes» en las pequeñas y medianas empresas (pymes), una situación que se ha visto agravada por la crisis económica. Esta iniciativa financiada por la Comisión Europea, ha contado con la participación de profesores de la Universidad granadina y la colaboración del Instituto Superior do Ciencias do Trabalho (Portugal), la Universitá degli Studi di Verona (Italia) y la University of Macedonia (Grecia).

Antonio Delgado, director de la Cátedra de Salud y Bienestar Organizacional y miembro del proyecto «RiskSME-Spain», ha explicado que el objetivo esencial ha sido analizar los riesgos psicosociales emergentes en pequeñas y medianas empresas y descubrir las consecuencias negativas que estos tienen.

Al margen de riesgos tradicionales en este tipo de organizaciones, los investigadores han encontrado cinco afecciones fundamentales que han calificado como emergentes y que se sustancian en el «subempleo», la precariedad y la inestabilidad laboral y la intensificación y las altas exigencias en el trabajo, que implica más cargas con menos salarios. A estos factores se suman otros valores socioculturales que priman ahora como la competitividad, el individualismo y el culto al éxito, ha detallado Delgado.

Según este experto, esos riesgos emergentes están afectando al bienestar y a la salud de los trabajadores y se han visto especialmente acentuados en los últimos años con la situación de crisis económica. Una vez analizados estos riesgos y sus consecuencias, el proyecto prevé plantear propuestas de intervención, que se abordarán en una nueva fase de la investigación.

No obstante, ha avanzado que para cambiar la situación habrá que reducir al máximo esos factores de riesgo y paralelamente dotar a los trabajadores de habilidades para identificarlos y abordarlos con éxito. Para ello será necesario mejorar las condiciones de trabajo, disminuir las cargas y atajar la inseguridad contractual, además de avanzar en la difusión de los métodos de evaluación de los riesgos psicosociales y en la educación tanto de trabajadores como de empresarios.

Compartir el artículo

stats