Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Eva Blasco: "El teletrabajo no es la solución a la conciliación"

Presidenta de EVAP y de la patronal autonómica CEV en València

Eva Blasco, el miércoles, en la calle la Paz de València | EMV

Eva Blasco (València, 1964) acaba de ser reelegida presidenta de la Asociación de Empresarias y Profesionales de València (EVAP). Regenta Europa Travel, la agencia de viajes que fundó su padre, Vicente Blasco Infante. Además es presidenta de la patronal autonómica CEV en València, lo que la sitúa con muchos números para suceder a Salvador Navarro y convertirse en la primera mujer que lidera a los empresarios de la Comunitat Valenciana.

Usted es empresaria de una agencia de viajes, uno de los sectores más dañados por la pandemia. ¿Cómo ve el futuro?

El presente es inestable y el futuro, incierto. Es un momento muy difícil en cualquier sector empresarial, aunque el turismo y las actividades relacionadas con la movilidad son las que se están viendo más afectadas. Así que es muy difícil hacer previsiones, porque las estamos rehaciendo casi a diario. Desafortunadamente, los pronósticos para el principio de 2021 no son alentadoras porque ya se habla de una tercera ola. Tenemos una cierta preocupación por lo que pueda ocurrir en ese primer trimestre y no hablo exclusivamente de turismo.

¿Están sufriendo las empresarias de una forma especial los efectos económicos de la covid?

En estos momentos no disponemos de información suficiente para dar datos rotundos, pero sí tenemos una cierta preocupación, más allá de las empresarios en su ámbito. Nos preocupa que las mujeres sean las grandes damnificadas de la pandemia. Me gusta citar una frase de Simone de Beauvoir que viene a decir que cuando se produce una crisis política, económica o religiosa se vuelven a cuestionar los derechos de las mujeres. Si lo trasladamos al mundo real actual, vemos que se está planteando una vinculación entre tele trabajo y conciliación, un mensaje que están comprando algunas mujeres y que es negativo porque la conciliación no es algo exclusivo de las mujeres. Prefiero hablar de corresponsabilidad. El teletrabajo no es la solución a la conciliación. Pensar que con el teletrabajo se pueden hacer labores de la casa al mismo tiempo es no entender ni una cosa ni la otra y puede frenar el desarrollo profesional de las mujeres y que nos repleguemos hacia la esfera privada.

Lo preguntaba por que, al menos en el mercado laboral, son más las mujeres en actividades especialmente damnificadas por la pandemia, como las relacionadas con el turismo.

Y el comercio… Hay sectores especialmente afectados con una gran presencia femenina, pero otros que han estado en primera línea de lucha contra la pandemia, como los sanitarios o la limpieza, también tienen predominio de mujeres.

¿Afrontan las empresarias la covid de una forma diferente a los empresarios o van todos ustedes en el mismo barco?

Vamos todos en le mismo barco, empresarias y empresarios y también deberían ir ahí los políticos. Todos unidos. Hago un llamamiento a la unión para salir de la que va a ser la mayor crisis económica y social de la historia reciente.

¿Avizora cambios sustanciales en la economía tras la pandemia o todo volverá más o menos como era antes?

Habrá cambios en los hábitos de consumo que provocarán cambios en los modelos empresariales. Por ejemplo, potenciar la digitalización y no solo en el ámbito del comercio electrónico. Otro cambio que habrá que valorar por sectores es que se produzca una concentración del mercado. Dado que la crisis se va a prolongar más de lo previsto, muchas pymes no tendrán capacidad para sobrevivir y eso puede llevar a la concentración en grandes empresas. En algunos sectores ya estamos percibiendo movimientos de fondos de inversión que están comprando empresas en especiales dificultades. Lo estamos viendo en el sector hotelero, por ejemplo.

Ante toda gran crisis, como sucedió en la de 2008, se lanzan proclamas de que hay que hacer cambios estructurales que luego se quedan en meras soflamas. ¿Sucederá esta vez lo mismo?

Se habla mucho del cambio del modelo productivo, pero es un proceso lento que requiere una colaboración público-privada. Se habla de reindustrializar la economía valenciana y creo que es bueno pero no se debe hacer a costa de criminalizar a otros sectores. El sector turístico sacó a España de la anterior crisis y cuando se inicie su recuperación volverá a ser una actividad básica, sin perjuicio de que deba incorporar factores de sostenibilidad.

Por ejemplo. Antes de la pandemia, todo eran críticas a los excesos del turismo, que si demasiada gente, que si falta de sostenibilidad, que si cambio de modelo… y ahora se añoran aquellos excesos.

Más que añorar los excesos… El sector turístico apuesta por la sostenibilidad medioambiental, económica y social. Genera muchos puestos de trabajo, los operadores y proveedores turísticos son los primeros que apuestan por el turismo de calidad porque genera más ingresos, pero lo cierto es que, cuando lo has hecho bien como destino, no puedes limitar la llegada de turistas. Es difícil poner barreras al campo. También quiero clarificar que una parte de los inconvenientes que se achacaban a un exceso de turismo en ciertos barrios procedían de una falta de comportamiento cívico en muchos casos de los residentes. Me explico: la saturación en Russafa venía más de los propios valencianos que de los turistas.

Dígame tres cosas que le parezcan urgentes para hacer frente a esta crisis.

Primero, la unión, la necesidad de que todos rememos en la misma dirección, independientemente de ideologías y sectores productivos, para recuperarnos. En segundo lugar, considerar que las medidas fiscales y laborales de apoyo a las empresas, que son necesarias, deben interpretarse como medidas de apoyo a los trabajadores. Cuando reivindicamos ayudas a las empresas, no es para retribuir al capital, sino para que sobrevivan y podamos mantener el empleo y la actividad económica. También es muy importante Europa. La UE se juega mucho dando una respuesta unitaria y solidaria para minimizar los efectos de la crisis. Ahora bien, Europa no es la solución a todos nuestros problemas. Es necesario que nosotros también adoptemos las medidas adecuadas y hagamos los deberes.

La sintonía de la patronal con este Consell integrado por socialistas, Compromís y Unidas Podemos, incluso resulta sorprendente. ¿A qué cree que se debe?

La patronal lo primero que hay que tener claro es que siempre tendrá un respeto institucional. Quienes eligen a nuestros gobernantes son los ciudadanos en las urnas, no las patronales. Por tanto, hay un respeto a quienes han sido elegidos. Dicho esto, no creo que exista una especial sintonía, sino agradecimiento por parte de la patronal al sentirnos escuchados. Eso no significa que siempre consiga sus objetivos, pero al menos la escuchan.

Acaba de ser reelegida en Evap. ¿Su siguiente paso es presidir la patronal autonómica CEV?

En el actual contexto, las previsiones cambian día a día tanto en lo empresarial como en lo asociativo y personal. Por tanto, no es momento de plantearme esas cuestiones.

Compartir el artículo

stats