23 de septiembre de 2013
23.09.2013
Tenía signos de violencia

Investigan el entorno familiar de la niña muerta en Galicia

"Todas las líneas están abiertas" precisan fuentes próximas a la investigación - Por ahora, no ha habido detenciones

23.09.2013 | 21:52

Los investigadores encargados del caso de la niña de 12 años que fue hallada muerta en el municipio coruñés de Teo, cerca de Santiago, con evidentes signos de violencia indagan en su entorno familiar, una de las líneas de trabajo para esclarecer los hechos, según fuentes próximas a la investigación.

Entre estas líneas de trabajo, está el círculo próximo de los padres de Asunta Basterra Porto, es decir, sus amistades; e incluso, se estudia si detrás de la tragedia pudiera existir un móvil por venganza o por dinero, al tratarse de una pareja, -en este momento con vidas separadas-, que goza de buena posición económica.

Fuentes próximas a la investigación, que se encuentra bajo secreto judicial, han aportado a EFE estos detalles y han indicado que hoy se respetará el velatorio por el cuerpo de la niña, así como la incineración, que será mañana.

"Todas las líneas están abiertas", han precisado estas fuentes, y han insistido en que "nuestro trabajo no es sobre conjeturas, es con datos". "Investigamos todo -han proseguido- y con eso sobre la mesa es cuando se determina, no con hipótesis".

Por el momento no ha habido detenciones en relación con este suceso.

El delegado del Gobierno en Galicia, Samuel Juárez, ha afirmado hoy que la Policía no descarta "absolutamente nada" y que todo indica que el lugar donde apareció la menor, en Feros, dentro del municipio coruñés de Teo, no es el sitio en el que ella falleció.

"Por lo tanto, fue trasladada a un lugar aparentemente visible para que fuese encontrada pronto. Todas las vías de investigación están abiertas y no se descarta nada", ha remarcado.

Preguntado expresamente esta mañana por el entorno de la niña, ha puntualizado Juárez que "no se descarta absolutamente nada, ni de su entorno ni de fuera de su entorno, no se puede aventurar".

También ha dicho que se están registrando las llamadas, como se suele hacer habitualmente, para tratar de reconstruir todo lo que pasó desde la última vez en la que Asunta fue vista con vida.

Cientos de compañeros se han concentrado de forma silenciosa este mediodía en el patio del instituto Rosalía de Castro, donde estudiaba la adolescente.

El cuerpo de la menor fue hallado la madrugada del domingo en una pista que discurre paralela a la carretera N-550, en el lugar de Feros, en la parroquia de Cacheiras (Teo).

Los padres adoptivos de la niña denunciaron a la Policía su desaparición en torno a las diez de la noche del sábado.

Asunta era hija única y residía en Compostela con su familia de adopción. Mantenía un blog, en inglés, en el que trataba de descubrir los enigmas de varios parques de la capital gallega.

Se trataba de una destacada estudiante, de carácter vital y alegre, que recibía clases de música y ballet, según fuentes de su entorno familiar.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook