Las lluvias débiles previstas para los próximos días en el norte y noreste de La Palma han desencadenado las alertas en la isla ante el riesgo de posibles escorrentías debido a la impermeabilidad de las coladas, asegura el Departamento de Seguridad Nacional (DSN).

En el municipio palmero de Tazacorte, uno de los más afectados por la erupción, la probabilidad de precipitación para mañana sábado es del 95 por ciento, según datos de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

Desde el Pevolca (Plan de Emergencias Volcánicas de Canarias) se aconseja que las cubiertas de los edificios estén limpias antes de que empiece a llover para evitar "una inmediata subida del peso de las cenizas" sobre ellas.

En principio parece que las lluvias serán débiles, pero si fueran "un poco abundantes", según el director técnico del Pevolca, Miguel Ángel Morcuende, se generaría un problema mayor debido a que las zonas de malpaís son "bastante impermeables, son plásticas", y habría escorrentías.

El informe del DSN, emitido a las 08:00 horas de este viernes, señala además que se mantiene la atención sobre las coladas del área noroeste, que se han unido y parecen discurrir por dirección suroeste, sin descartarse variaciones en su evolución; en cuanto a la colada baja, continúa su aproximación al mar, del que le separan apenas cien metros de distancia.

La colada norte del volcán comienza a devorar el núcleo urbano de La Laguna Agencia ATLAS | Foto: EFE

Desalojos en La Palma

Los últimos datos apuntan que la cifra total de personas desalojadas desde el inicio de la emergencia se aproxima ya a las 6.600, incluidas las evacuaciones preventivas del pasado miércoles.

La superficie afectada por la erupción del volcán de Cumbre Vieja asciende a 825,23 hectáreas y según el Catastro ya son 1.196 las edificaciones que han sufrido daños o han quedado totalmente destruidas. En lo que respecta a la calidad del aire, las condiciones son a esa hora "razonablemente buenas", según el DSN y también lo son las condiciones aeronáuticas en todos los aeropuertos de las Canarias.

Entre la pasada medianoche y las 7:30 de la mañana hora peninsular, La Palma ha registrado un total de 46 terremotos, según datos del Instituto Geográfico Nacional (IGN) que detalla que el mayor de ellos ha tenido lugar a las 06:09 horas a 14 kilómetros de profundidad en Fuencaliente, con una magnitud de 3,6 y una intensidad de III en una escala de I a XII. Poco antes de las 08:00 de la mañana ha tenido lugar sin embargo un seísmo de 4,2 de magnitud a 38 kilómetros de profundidad en Villa de Mazo, localidad donde se han registrado los mayores terremotos desde la erupción de Cumbre Vieja, el de mayor magnitud, de 4,8 y una intensidad de IV a principios de esta semana y finales de la pasada.

La portavoz científica del Pevolca, María José Blanco, reconoció este jueves que ha disminuido el número de eventos en la sismicidad profunda, pero su magnitud sigue siendo alta, lo que es preocupante porque podría haber terremotos de intensidad VI, considerados "levemente dañinos", ya que pueden provocar desplazamientos o caídas de pequeños objetos.

Sánchez irá a la isla

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, se desplazará por quinta vez este sábado a La Palma para conocer sobre el terreno la evolución de la situación provocada por la erupción del volcán de la Cumbre Vieja, han informado a Efe fuentes del Ejecutivo. La primera visita fue el 19 de septiembre, el mismo día que comenzó la erupción y después de aplazar un viaje que tenía previsto a Nueva York.

Regresó a la isla el 23 de septiembre para acompañar a los reyes en su visita; volvió el 3 de octubre y la última vez que se desplazó hasta ahora fue el día 13 de este mes. En La Palma, Sánchez se ha reunido con las autoridades de la comunidad autónoma y de la isla, así como con representantes de los servicio de emergencia y con los ciudadanos afectados por la erupción y que han tenido que abandonar sus hogares.

En todas sus intervenciones ha garantizado que el Gobierno mantendrá una atención continua a los afectados, y en la que realizó el 3 de octubre avanzó la aprobación de un plan días después por el Consejo de Ministros dotado con 200 millones de euros para intentar paliar las consecuencias de la erupción.

Son ya unas 7.000 las personas que han tenido que abandonar sus hogares en algún momento desde el inicio de la erupción, el pasado 19 de septiembre.

El presidente del Gobierno regresará en la tarde de este viernes de Bruselas a Madrid tras finalizar la reunión del Consejo Europeo, el sábado se trasladará a La Palma y el domingo asistirá en Mérida al Congreso del PSOE de Extremadura.

Otra noche de desalojos en La Palma.

La especialista ha insistido en la importancia de "mejorar la preparación de desastres hacia una respuesta efectiva", lo que supone "preparar, revisar y actualizar periódicamente los planes, programas y políticas de contingencia para desastres, involucrando a las instituciones relevantes y considerando los escenarios de cambio climático y su impacto en desastres".

Además, para Mendoza-Arroyo, también es fundamental la inversión destinada a "desarrollar, mantener y fortalecer la prevención y los sistemas de alerta centrados en la población como, por ejemplo, los mecanismos de comunicación de emergencia, mitigación del riesgo y tecnologías sociales".

Los peces se acercan a la fajana

Los peces se acercan a la fajana, y la zona se ha convertido en un lugar "excepcional", ya que observarlo es como ver la colonización de una isla, ha dicho a Efe el profesor de Biología Marina de la Universidad de La Laguna José Carlos Hernández.

Peces como bogas y pejeverdes se ven en los vídeos que ha grabado el grupo Quima, especializado en acidificación del medio marino, con la colaboracón de la empresa canaria Ecos, ha indicado José Carlos Hernández, quien ha señalado que se trata de especies típicas de los ecosistemas de las islas.

El grupo Quima tiene dos líneas de investigación, de las cuales son responsables los catedráticos de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria Melchor González, que se encarga de la parte de CO2, y Magdalena Santana, que lo hace de medio marino. En cuanto a los peces que se aproximan a la fajana, el profesor de Biología Marina de la Universidad de La Laguna ha comentado que "observan lo que pasa", y ha añadido que lo interesante es que la vida resurgirá marina "más o menos rápido" en cuanto a comunidades de peces, mientras que costará un poco más la de invertebrados y algas.

Todo dependerá de cuándo pare la erupción que se inició el pasado 19 de septiembre, y se enfríe la lava, ha señalado José Carlos Hernández, cuyo grupo de investigación ha presentado un proyecto a la Fundación Biodiversidad para estar en la zona y ver qué sucede. Ha reconocido que no son muchos los peces que están en la fajana, pero ha destacado que se trata de una comunidad marina primigenia, que se está formando, y ha subrayado asimismo que lo interesante es que la química del agua no se ha modificado en gran medida en la zona.

José Carlos Hernández ha considerado que se trata de peces que estaban ahí antes de la erupción y que se apartaron para ahora acercarse a la lava, lo que quiere decir, a su juicio, que una vez pare la erupción seguramente la vida volverá al lugar. Es posible que al principio haya un aumento grande de diversidad pero luego se producirá un ajuste y la zona se parecerá a los ecosistemas de ambientes rocosos que están próximos a la fajana.

Lo más interesante para José Carlos Hernández es que la formación de este lugar es un hábitat rocoso donde había una zona muy pobre antes de la erupción, y se crearán dos hábitat, uno intermareal y otro submareal somero. El profesor de Biología Marina de la Universidad de La Laguna ha comentado que se trata de un ambiente muy adecuado para la regeneración de los recursos pesqueros, desde los mariscos en el hábitat intermareal hasta los peces en el submareal.