Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Ambiente en las calles

La Policía Local multa a una charanga por tocar en la calle y les requisa el bombo

Interpretaban un pasodoble en la plaza de la Virgen - «¿Cómo pueden sancionar a una banda por tocar en Fallas?», se queja el presidente

Alrededor de las 17.30 horas de ayer unos agentes de la Policía Local de Valencia multaron y requisaron el bombo a unos músicos que se encontraban en la plaza de la Virgen y que acompañaban a la falla Benlloch, de Xàtiva, que se había acercado hasta la capital del Turia para saborear el primer día fallero, según aseguraron a Levante-EMV los mismos falleros.

«Venimos todos los años. El primer domingo de fallas cogemos el tren y pasamos el día entero en Valencia. Vemos la ´mascletà´ y después nos tomamos algo en esta horchatería. Nos sentamos en la terraza, siempre la misma desde hace cinco años. Nunca hemos tenido ningún problema», aseguró el presidente de la falla a Levante-EMV.

Se trataba del primer día fallero, con «mascletà», temperaturas por encima de los 25 grados, Cabalgata del Ninot y domingo. Aunque no era la semana grande, la ciudad estaba ya repleta de turistas, visitantes y valencianos deseosos de disfrutar de la pólvora, la fiesta y la música. Sin embargo, de esto último parece que será más difícil si la policía local aplica a todas las bandas de música y charangas que estos días de fiesta inundan la ciudad la misma ordenanza que ayer aplicó a esta formación musical de Xàtiva.

«Estábamos tomándonos algo, los falleros y los músicos. Ellos han empezado a tocar un pasodoble, animando la terraza del bar. De repente han venido los dos policías desde la otra parte de la plaza de la Virgen y nos han dicho que no teníamos permiso para tocar música, según la ordenanza municipal», narró el presidente.

Tras ser advertidos, fueron también multados. Tanto músicos como falleros no entendían lo que estaba ocurriendo. «Nos han dicho que les hemos faltado al respeto, que era un ataque a su autoridad y que también nos podían multar por eso. Que estábamos vociferando. Finalmente nos han impuesto una multa, que puede llegar hasta los 600 euros, y nos han requisado el bombo y el mazo».

El presidente de la falla setabense no salía ayer de su asombro. «¿Cómo es posible que multen a músicos por tocar en la calle en fallas?». El dirigente explicó que en ningún momento quisieron causar molestias a nadie. «Los de la horchatería nos han dicho que al contrario, le alegramos la clientela y que si hace falta testificarán a nuestro favor».

Diversos testigos del incidente coincidieron en que los músicos no estaban causando problemas, sino más bien amenizando la primera tarde fallera. Ahora, la charanga Pica´t i Bufa´t de Xàtiva tendrá que volver de aquí a 15 días a Valencia para recuperar el bombo. «La Policía se ha negado a devolvérnoslo. Le hemos dicho que no íbamos a tocar más, que nos volvíamos ya hacia el tren, pero no ha habido manera», cuenta resignado el presidente. Pero no solo se van a quedar sin ese instrumento durante prácticamente todas las Fallas, sino que además van a tener que abonar cerca de 150 euros para tenerlo de vuelta.

Compartir el artículo

stats